miércoles, 8 de octubre de 2014

Imponen inmobiliarias sus proyectos a costa del patrimonio: expertos: Foro La imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México

Imponen inmobiliarias sus proyectos a costa del patrimonio: expertos
Rocío González Alvarado
 
Periódico La Jornada
Domingo 5 de octubre de 2014, p. 29

Durante la pasada década, la ciudad de México ha visto la aniquilación de antiguos barrios y colonias, debido a los intereses de las grandes empresas inmobiliarios que imponen sus proyectos urbanísticos a costa del patrimonio artístico e histórico, que aún cuando se encuentra catalogado no está protegido, coincidieron arquitectos, cronistas y activistas vecinales.

Durante el foro La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México, organizado por la Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México en instalaciones de la Universidad de Londres, Édgar Tavares López, investigador y catalogador de inmuebles históricos, indicó que a últimas fechas se simula la conservación del patrimonio inmobiliario, como sucede en la colonia Roma, donde en inumerables casos sólo se deja la fachada, las ventanas o las molduras del inmueble para levantar modernos edificios habitacionales o de oficina.

El especialista señaló que se ha dado el primer paso en la conservación del patrimonio al catalogar un inmueble, pero admitió lamentablemente que catalogar, no es sinónimo de protección. Enfatizó que se requieren una ley federal de zonas y monumentos artísticos e históricos que sea menos light a la vigente, la cual data de 1972.

En coincidencia, el titular de la Procuraduría Ambiental y de Ordenamiento Territorial (PAOT), Miguel Ángel Cancino, indicó que existen algunos vacíos que impiden actuar con oportunidad.

Detalló que, por ejemplo, en el Distrito Federal la norma en la materia define una serie de criterios para definir qué bienes inmuebles son parte del patrimonio urbanístico o arquitectónico, pero no especifica cuál debería ser su manejo.

Cancino consideró que una manera de evitar la destrucción de este patrimonio sería limitar el uso de suelo y el tipo de construcciones en los inmuebles catalogados o recuperarlos para que formen parte del espacio de la ciudad, pero es uno de los temas que aún están pendientes, apuntó.

A su vez, Miguel Valencia, de la Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México, resaltó que las leyes, reglamentos o normas sobre desarrollo urbano son enemigas de la conservación de estas viejas construcciones, por lo que la acción ciudadana autónoma es la clave para su defensa.

Virtualmente no tienen otra protección, que la que le dan sus dueños o los vecinos concientes ante las tendencias urbanísticas e inmobiliarias que dominan en nuestros días, expresó.

martes, 7 de octubre de 2014

Invitado de Honor: Dr. Gian Carlo Delgado de la UNAM: Miércoles 15 de octubre: Opciones vecinales en la vialidad, el transporte y la movilidad en la ciudad de México -Próximo desayuno-reunión de trabajo de la Red en Defensa de la Ciudad de México.

Invitado de honor: Dr. Gian Carlo Delgado de la UNAM: Miércoles 15 de octubre: Propuestas vecinales para la vialidad, el transporte y la movilidad en la ciudad de México -Próximo desayuno-reunión de trabajo de la Red en Defensa de la Ciudad de México.

El miércoles 15 de octubre de 2014, a partir de las 9 de la mañana, en un salón especial del centro cultural Kuii situado en Insurgentes 223, colonia Roma, casi esquina con Monterrey y Colima, frente a la estación Durango del Metrobús Insurgentes, tendrá lugar el próximo desayuno-reunión de trabajo de la Red en Defensa de la Ciudad de México. En esta ocasión revisaremos brevemente la problemática ligada a los asuntos de la vialidad, el transporte y la movilidad en la ciudad de México: la diaria pérdida de tiempo en el transporte- todo cada día más lejos, por el cambio en el uso del suelo, por el crecimiento imparable de la urbanización-, los accidentes de tráfico, la segregación social, la contaminación del aire, el ruido, el consumo de gas, gasolina, electricidad en el transporte, las repercusiones del transporte urbano en el clima de la Tierra. Revisaremos los efectos que podrían tener: la Ley de la Movilidad del DF , los programas de movilidad vecinales, como el de Polanco, así como los proyectos de vialidad y transporte de Miguel Ángel Mancera, y los proyectos de Peña Nieto: el nuevo aeropuerto y el Megalópolis para la región centro del país. Presentaremos a discusión en la mesa Propuestas vecinales sobre la movilidad en la ciudad de México: la caminata, la bicicleta, el Metro, el Metrobús, los camiones, los taxis, los autos privados, los parquímetros, las vías rápidas, los segundos pisos, las autopistas urbanas; los proyectos de transporte metropolitanos, suburbanos, interurbanos. En esta ocasión tendremos como invitado de honor al Dr. Gian Carlo Delgado, del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM, doctorado por la Universidad Autónoma de Barcelona, integrante del Sistema Nacional de Investigadores y del Panel Científico Internacional sobre el Cambio Climático, investigador del tema de movilidad y transporte.  Sólo hay 20 lugares en la mesa del salón, por lo que es indispensable hacer una reservación al correo vammulkay@gmail.com , para asegurar un lugar. La reunión dura normalmente cuatro horas. El desayuno tiene un costo de $ 130.00 por persona (incluye la renta del salón, la propina y la conferencia de prensa).
No deja de aumentar en esta ciudad el tiempo que diariamente dedicamos al transporte y la caminata ligada al transporte. Los trabajadores dedican ya más de cuatro horas en promedio al transporte cotidiano: muere por ello  la relación familiar, la salud y la calidad del aire y el clima de la Tierra: se despilfarra, además, una gran cantidad de gas, gasolina y electricidad en el transporte. Las infraestructuras de transporte y vialidad de la ciudad provocan esta creciente pérdida de tiempo en el transporte: inducen la urbanización de la periferia de la ciudad; desquician los pueblos, barrios, colonias y ejidos de la ciudad de México. El gasto e inversiones en la movilidad motorizada es al menos cien veces superior al gasto e inversiones en la movilidad metabólica( peatón y ciclista), la única movilidad saludable y amigable con la ciudad y la Naturaleza, lo que contradice la propaganda del gobierno del DF. La nueva Ley de Movilidad del DF traiciona la propuesta ecologista de 2004: es una Ley para la prohibición de las marchas y la defensa de la movilidad motorizada; de nada sirvió el cambio de nombre.  

Convocan: Red en Defensa de la Ciudad de México, ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México, Comida No Bombas, Grupo ¡Salir del petróleo! , ¡Descrecimiento o Extinción!      
FACEBOOK

TWITTER

BLOG
http://redendefensadelaciudaddemexico.blogspot.mx/

La Red en Defensa de la Ciudad de México, fundada en 2008, para luchar contra los megaproyectos y la devastación ecológica en esta ciudad, es una red de vecinos ecologistas autónomos rotundamente no partidistas de la Cuenca del Valle de México que no recibe fondos de entidad alguna: subsiste sólo por el apoyo que quieren ofrecerle sus integrantes o simpatizantes.

ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México, fundada en 2005, como refundación del Foro Regional Ecologista del Valle de México, fundado en 1991, es un grupo ecologista regionalista de la  Cuenca del Valle de México que trabaja en los asuntos de energía, agua, biodiversidad, residuos y culturas en este territorio. Es una red de voluntarios de la defensa ecologica que no recibe fondos de entidad alguna y abomina al PVEM. 

Comida No Bombas es un colectivo mexicano ligado al movimiento internacional del mismo nombre.

¡Salir del petróleo! es un grupo ecologista que se ocupa del estudio de propuestas frente al colapso energético, climático, ambiental del mundo

¡Descrecimiento o Extinción! es un grupo ciudadano que participa en el movimiento internacional Degrowth o Decroissance que rechaza los fundamentos de la economía moderna debido a sus funestos efectos sobre la vida en la Tierra y la supervivencia de la especie humana.

lunes, 6 de octubre de 2014

Reunión de trabajo de los convocantes del foro sobre el nuevo aeropuerto de la ciudad de México: académicos, ecologistas y representantes de organizaciones sociales y civiles de la Ciudad de Mexico y del conurbado del Estado de México y del Estado de Hidalgo.

Reunión de trabajo de los convocantes del foro sobre el nuevo aeropuerto de la ciudad de México: académicos, ecologistas y representantes de organizaciones sociales y civiles de la Ciudad de Mexico y del conurbado del Estado de México y del Estado de Hidalgo. Reunión no partidista.

Presentación, discusión y aprobación del posible titulo del proximo foro , sitio para realizarlo en la Ciudad de México, temas, asuntos, analisis, textos con propuestas para ser presentadas a discusión en el foro sobre el proyecto de nuevo aeropuerto de la ciudad de Mexico y otros megaproyectos en la Ciudad de México y en los municipios conurbados de los estados de México e Hidalgo. Se les ruega enviar previamente por correo electrónico sus propuestas, sugerencias, ideas para organizar el foro, con el fin de difundirlas y avanzar con mayor rapidez en la organización del foro.  

 Viernes 10 de octubre a partir de las 3.30 de la tarde en la casa de la Comunidad Madre Selva: Cerrada Lauro Aguirre No. 32, entrada por el No. 230 de Lauro Aguirre, colonia Agricultura, a tres cuadras del Metro Normal y a dos cuadras de la parada en el Circuito Interior esquina con el Eje 1 Norte, Alzate, delegación Miguel Hidalgo. Les rogamos ser puntuales; la reunión debe terminar a mas tardar a las 7.00 de la noche: los compañeros del estado de México y de Hidalgo deben partir a sus casas. Estarán presentes Heriberto Salas y Gabriela Vega en representación de la Coordinadora de Pueblos del Oriente: San Salvador Atenco, Nexquipayac, Tocuila, Texcoco.  

 

La Coordinadora de Pueblos del Oriente del estado de México;  la Red en Defensa de la Ciudad de México; ECOMUNIDADES, Red Ecologista de la Cuenca de México;el Grupo ¡Salir del petróleo!; Comida No Bombas; Comunidad Terapéutica Madre Selva; Jóvenes frente al desastre y la emergencia nacional; David Jiménez de La Casa de la Chinampa, Xochimilco; Dr. Jaime Lagunez del Frente Cívico;Tlalpan Consciente; Cooperativa TierraNuevaLiberada, TNL; Alejandro García Núñez de Por el Cambio con Dignidad AC; Enrique Cisneros de CLETA; Patricia Canales de Fuerza Unida Emiliano Zapata en Pro de las Áreas Verdes AC; Nezahualcóyotl Combativo; Cooperativa Autónoma Cimarrones; Iván Azuara del Programa de estudios de la ciudad de la UACM, Elena Burns y Pedro Moctezuma Barragán de la UAM, Iztapalapa; Gustavo Romero de posgrado de la Facultad de Arquitectura; José Ignacio Félix Díaz, geógrafo emérito de la UAM Cuajimalpa; Beatriz Romero del programa de Educación Ambiental de la UACM;Mina Navarro, profesora de la FCPYS, UNAM; René Torres Bejarano, profesor de la ESIME-IPN;  Edgardo Mota, profesor de sociología de la UAM Xochimilco; José Arias Chavez de la Asociación de tecnología Apropiada y del Pacto de Grupos Ecologistas; Economía Social del Frente Autentico del Trabajo; Javier Díaz del Klimaforum; Cesar GM de la Sexta; Bryan Reyes Domínguez del Yo soy 132 ; Adriana Gómez; Jorge Hernández del MTS.



--
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES
Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México
¡Descrecimiento o Extinción!
Blog:  http://red-ecomunidades.blogspot.com/
Blog: Decrecimiento-Descrecimiento Mexico: http://decrecimientomexico.blogspot.mx
Twitter @valenciamulkay

Comentarios sobre el Foro: La Imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México.

El foro tuvo lugar el sabado pasado en una capilla gótica con capacidad para 400 personas situada en el centro de una gran edificación construida en 1870, en el centro de la vieja colonia de los Doctores, atrás del Tribunal Superior de Justicia  ; el sitio cautivó a los asistentes que fueron en su gran mayoría personas muy interesadas en el tema del foro por diversas razones: unas 50 personas. 

También asistieron representantes del Instituto de la Vivienda del DF y de las delegaciones. En la primera hora, el foro transcurrió casi en la penumbra y sin sonido: la noche anterior un rayo descompuso una subestación cercana y la escuela amaneció sin luz eléctrica. Los ponentes tuvieron que alzar la voz y los asistentes acercarse al escenario de este teatro. Una patrulla llegó a primera hora a la universidad para cuidar la celebración de un "mitin político" según les dijo un denunciante interesado. La arquitecta alemana Elvira Schwansee no pudo proyectar en pantalla su magnífica presentación sobre urbanismo no obstante provocó cierto debate. 

El procurador ambiental del DF, Miguel Angel Cancino ofreció un discurso en el intermedio, todavía sin luz y acaparó a varios representantes de los medios, unos seis con cámaras, que llegaron justamente cuando el hablaba en el escenario del teatro. Durante la segunda mesa de ponentes hacia las 11.20 llegó la iluminación y el sonido y pudimos ver la gran altura y decorado de la capilla y contar con los micrófonos. La presentación en pantalla de las fotografías de las maravillosas edificaciones que se han demolido en los últimos 70 años en la ciudad de México realizada por el arquitecto Edgar Tavares impresionó mucho a los medios y a los asistentes, así como la presentación de la destrucción de patrimonio arqueológico, histórico y arquitectónico de Tlalpan del cronista de la ciudad, Jaime Orozco Barbosa. En la tercera mesa participaron representantes del Movimiento Urbano Popular que dieron su visión de la ciudad y la Dra, Laura Collin del Colegio de Tlaxcala, gran conocedora del pensamiento de Ivan Illich y muy amena conferencista. 

En la cuarta mesa participó la arquitecta Gabriela Dergal del despacho FUNDARQMX que defiende el patrimonio arquitectónico de la Miguel Hidalgo.  Pudimos realizar cuatro mesas de ponentes entre las 9.45 de la mañana y las 3 de la tarde y contar con la mayoría de los asistentes durante todo el foro. La rectora de la universidad, la Sra. Gabriela de la Vega, llegó en el transcurso de la segunda mesa e hizo un discurso de bienvenida y permaneció en el foro hasta su terminación; luego acompañó al grupo en la visita guiada por ese impresionante antiguo edificio que sirvió desde 1880 como asilo de ancianos, hospital, escuela y estuvo abandonado por muchos años hasta que ella decidió invertir mucho dinero en su restauración y reciclamiento para convertirlo en uno de sus diez "campus" universitarios en el que asisten diariamente cerca de mil alumnos para estudiar diversas carreras. El ladrillo rojo, los altos techos, los bellos jardines y las formas góticas de las canteras en las fachadas hacen a este viejo edificio un tesoro arquitectónico de la ciudad de México. 

Espero tener pronto fotos del lugar tomadas por asistentes. El foro despertó en algunos de los asistentes mucho interés en continuar esta idea . Valió la pena el gran esfuerzo que realizamos en hacerlo. Agradezco mucho el apoyo de Mauricio Villegas y Rocío Sánchez Prado de la Comunidad Madre Selva en los asuntos de logística y desde luego a la Dra. Gabriela de la Vega, por la gentileza en apoyar esta iniciativa.  
--------------
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES
Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México
¡Descrecimiento o Extinción!
Blog:  http://red-ecomunidades.blogspot.com/
Blog: Decrecimiento-Descrecimiento Mexico: http://decrecimientomexico.blogspot.mx
Twitter @valenciamulkay


domingo, 5 de octubre de 2014

11 de octubre, Día Mundial de Acción contra el Fracking, el Global Frackdown

11 de octubre, Día Mundial de Acción contra el Fracking, el  Global Frackdown


El Grupo ¡Salir del petróleo! les invita a la acción contra el fracking del 11 de octubre en la ciudad de México.

Cientos de acciones tendrán lugar ese día en muchas ciudades del mundo, especialmente en Estados Unidos, Canadá, Inglaterra, Francia, Irlanda, Alamenia Polonia, Rumanía, España, Italia, Australia, Argentina

La aplicación del fracking en Mexico es uno de los principales contenidos de la reforma energética de Peña Nieto.

El fracking es una de las tecnologías más antiecológicas que existen: una salida desesperada del gobierno de EU frente al agotamiento del gas y petróleo convencional en el mundo; sirve para frenar por unos años el aumento de los precios del petróleo, pero, eleva mucho los riesgos de catástrofe mundial.   


-- 
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES 

Ponencia presentada en el Foro La imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México. Miguel Valencia Mulkay de ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México- 4 de octubre de 2014

Ponencia presentada en el Foro La imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México. Miguel Valencia Mulkay de ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México4 de octubre de 2014

En la ciudad de México existe un gran número de casas y edificios construidos después de la Revolución Mexicana, aproximadamente entre 1920 y 1960 que podríamos calificar de viejas casas y edificios o viejas edificaciones, independientemente de su calidad arquitectónica o estructural. Estas viejas edificaciones predominan en una gran cantidad de colonias de las zonas centrales de la ciudad, como la Cuauhtémoc, Juárez, Tabacalera, San Rafael, Santa María la Ribera, Nueva Santa María, Lindavista, Popotla, Anáhuac, Lomas de Chapultepec, Irrigación, San Miguel Chapultepec, Polanco, Anzures, Escandón, Condesa, Hipódromo, Roma Sur, Del Valle, Narvarte, Nápoles, San Pedro de los Pinos, Cd de los Deportes, Nochebuena, San José Insurgentes, Doctores, Obrera, Asturias, Álamos, Periodista, Portales, Villa de Cortez, Albert, Iztaccíhuatl, Campestre Churubusco, Cd Jardín, Churubusco, El Carmen, Guadalupe Inn, San Angel Inn, entre otras, las que dan identidad a esta ciudad y que conforman en gran medida la vieja ciudad de México, ni tan antigua ni tan moderna: la ciudad que dio origen al Big Bang de construcción que devora al centro del país.

Estas viejas construcciones han creado arraigo en los vecinos, cultura, tejido social, soporte a actividades económicas y políticas, a pesar de la implacable devastación que han sufrido en las últimas décadas por la construcción de nuevas infraestructuras públicas y privadas; no obstante, tienen hoy en día un creciente valor cultural, ecológico, social, económico y político: ofrecen un gran testimonio histórico de lo que ha sido la ciudad de México; dan identidad a barrios y colonias; evitan la construcción de nuevas edificaciones; ofrecen techo y paredes económicas para la vivienda de las nuevas generaciones; aportan los espacios de bajo costo que requiere la economía popular, la pequeña empresa, los proyectos piloto, la urbanización diversificada que le da florecimiento a las ciudades; son un gran fundamento del amor por la ciudad de México y de la creación de cultura.  Como lo dice Aristóteles, los muros de la ciudad educan al ciudadano; un urbanismo feo y sin alma como el que han traído en las últimas décadas a esta ciudad sus gobiernos, sometido a la tiranía del uso del auto, la hipermovilidad y la publicidad agresiva omnipresente, no contribuye en nada a forjar personalidades fuertes e independientes que sean capaces de resistir la manipulación mediática y la propaganda política que se ha convertido en su subproducto. La permanencia de las viejas edificaciones no sólo fortalece la cultura, sino que frena el saqueo de las riquezas de la Tierra: frena la extracción de petróleo que tanto daño hace al clima, frena la extracción de minerales que tanto daño hace a los acuíferos y a los suelos; frena la destrucción de los paisajes creada por la extracción de tierras y la descarga de cascajo y otros residuos de la construcción; frena la terrible contaminación del aire, el agua y los suelos producida por la fabricación de varillas, perfiles metálicos, cementos, ladrillos, cimbras que requiere la construcción de nuevos edificios.

Salvo raras excepciones, la construcción de nuevos edificios  produce un daño ecológico excesivo debido a los procesos altamente contaminantes en los que se sostiene esta actividad económica, como son: la extracción de gas, petróleo y minerales; la fundición y calcinación industrializada; la gran utilización del transporte para el acarreo de materiales para la obra y una tecnología de construcción que demanda mucha electricidad, gas y gasolina. Estos procesos que apoyan la construcción de nuevos edificios provocan un daño excesivo al clima de la Tierra, a la atmosfera de los campos y las ciudades, a los mares, ríos, lagos, lagunas, humedales, glaciares, suelos, acuíferos, bosques, selvas, mamíferos, aves, reptiles, batracios, peces, insectos, moluscos, crustáceos, corales y otras especies. La "huella ecológica" de los nuevos edificios es desmedida, inaceptable hoy en día, a pesar del maquillaje verde con el que ahora se pretende ocultar  la terrible destrucción ecológica producida por ellos.  No existen los edificios verdes, ecológicos o sustentables y menos aun inteligentes debido a los procesos altamente depredadores en los que sostienen la construcción de sus estructuras y acabados. Además, los nuevos edificios no son solamente responsables habitualmente de la demolición de viejas casas y edificios, la creciente producción de cascajo y residuos y de accidentes fatales en las obras, sino que son responsables del  continuo cambio en el uso del suelo en la ciudad, la creación de áreas urbanas inseguras, las burbujas inmobiliarias, el encarecimiento de las rentas, la expulsión de los vecinos pobres, el desempleo, el debilitamiento de la economía popular, la muerte de la pequeña empresa, el aumento radical en los impuestos, la pérdida de tiempo en el transporte, la aniquilación de la participación ciudadana, la pérdida de las libertades democráticas, la violación sistemática de la Ley, la perdida de la soberanía nacional, la causa de las crisis económicas y financieras, el gran instrumento del lavado de dinero, la causa de la pérdida de valores en el mundo. La construcción de nuevos edificios se ha convertido en una calamidad mundial y en una actividad muy cercana al crimen organizado.

La globalización nos ha traído los famosos megaproyectos; es decir; la construcción de torres, vialidades, carreteras, acueductos, puentes, trenes, equipamientos cada día más grandes y contaminantes: los grandes capitales internacionales no entienden de pequeños proyectos, únicamente les interesan los megaproyectos y les tiene sin cuidado si sus proyectos implican una enorme destrucción ecológica, cultural, social, económica o política. Nos es sorpresa que el mundo se llene de movimientos vecinales que protestan contra obras públicas o privadas que amenazan de muerte a barrios, pueblos, colonias y ciudades de países poderosos o de países vulnerables o empobrecidos como México. En la última década, la ciudad de México ha visto la aniquilación de antiguos barrios y colonias debido a megaproyectos como el Segundo Piso en el Periférico, las torres en Paseo de la Reforma y Lomas de Chapultepec, los deprimidos en la Miguel Hidalgo, la línea 12 del Metro, la Torre Mitikha en el pueblito de Xoco, entre otros. El gobierno de Miguel Ángel Mancera nace atado a los intereses de las grandes empresas inmobiliarias que le imponen a uno de sus representantes en la secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda, SEDUVI, el Ing. Simón Neuman, un conocido empresario, con el fin de ajustar las normas, reglamentos y leyes de desarrollo urbano de esta ciudad a los intereses de estas grandes inmobiliarias. Neuman trabaja intensivamente en la creación de una "reforma urbana" de la ciudad de México que permita demoler estas viejas edificaciones con facilidad y construir grandes torres en su lugar. Se pretende imponer la idea de una "ciudad compacta", conformada por edificaciones elevadas siguiendo el modelo de Pekin o India, con el argumento que reduce el tiempo promedio diario dedicado al transporte. El gobierno de Miguel Ángel Mancera radicaliza la tendencia perversa de los gobiernos, de imponer los criterios industriales de productividad, enemigos de la cultura, la sociedad y la ecología: pretende imponer las famosas normas 30 y 31 de vivienda popular o introducir los contenidos de estas normas en la norma 26. Los representantes vecinales de la ciudad resisten con mucha fuerza la imposición de estas absurdas normas, impulsadas por Simón Neuman    

El urbanismo es una rama de la economía, como lo es la mercadotecnia, que busca ocultar la gran nocividad de los productos creados por la industria; sirve para maquillar y edulcorar las muy deplorables decisiones adoptadas por los "mercados" y por los  grandes inversionistas. En gran medida, el urbanista Carlos Slim o el urbanista Daniell o Kalach o Hirchhorn o Vazquez Raña o Gamboa de Buen deciden  la suerte de un barrio o colonia agradable. A pesar de su alegado respeto por los ciudadanos, el urbanismo y su doctrina moderna, el llamado "desarrollo urbano" son enemigos de la intervención ciudadana en los asuntos de la ciudad. Los urbanistas tienen terribles pesadillas que ellos llaman sueños y que pretenden imponer a los ciudadanos por medio de sus proyectos. Estas verdaderas distopías entran habitualmente en conflicto con la cultura y la ecología. Un caso extremo han sido las perniciosas ideas de Lecorbusier que tanto daño han hecho al mundo. Como decía Rousseau, las ciudades las hacen los ciudadanos y no los edificios. Las bellas ciudades medioevales fueron el producto de la unión ética de sus ciudadanos, del amor por la ciudad de los ciudadanos y no de concepciones urbanísticas de expertos. Hoy en día, las complicaciones técnicas introducidas por los urbanistas, por la doctrina del desarrollo urbano, han conseguido reducir al mínimo la intervención de los ciudadanos en la ciudad de México, con lo que se ha logrado crear una ciudad monstruosa, muy fea, de muy baja calidad de vida y finalmente mala para los mismos empresarios y la economía misma.  La fealdad es inherente a la religión de la economía. La belleza de las ciudades nace de la diversidad estética creada por los ciudadanos, no de la uniformidad que imponen los financieros y los políticos.

Las viejas edificaciones de la ciudad de México  no solamente requieren mantenimiento, también requieren periódicamente intervenciones, para adaptarlas a las nuevas necesidades sociales, ecológicas y económicas.  La movilidad motorizada, especialmente el uso del auto, no sólo provoca ya una excesiva perdida diaria de tiempo; el gas, el petróleo y la electricidad duplicarán seguramente sus precios o tarifas antes de 10 años: se acaba el petróleo barato en el mundo; el desastre climático puede encarecer mucho la vida en los próximos años; la crisis del 2008 sigue latente: los gobiernos tienen que intervenir cada día más en el rescate de los mercados; las burbujas inmobiliarias se reproducen como plagas; los grandes proyectos urbanos resultan cada año más fallidos; el desempleo, la miseria, la inseguridad, la violencia intrafamiliar, escolar, laboral, urbana, siguen en aumento; las familias son cada vez más pequeñas; el arraigo de los vecinos es cada día menor: se cambia de domicilio con mayor frecuencia; las rentas y los precios de la vivienda se disparan con frecuencia. La inestabilidad se ha instalado en el mundo moderno y desde luego, en las ciudades. Hay una imperiosa necesidad de cambiar de ideas sobre la vivienda y la ciudad: no podemos seguir con las viejas ideas de desarrollo urbano llevadas ahora al extremo, por medio de megaproyectos urbanos de muy alto riesgo, como proponen los sacerdotes de la macroeconomía: los banqueros, los grandes empresarios, Peña Nieto y Miguel Ángel Mancera.

El reciclamiento, la remodelación, la restauración de las viejas casas y edificios construidos entre 1920 y 1960 en la ciudad de México, permiten fortalecer las culturas vernáculas y la cultura moderna; Reducir la destrucción ocasionada por la minería, la generación de electricidad, la extracción de gas y petróleo, las fundiciones, las calcinaciones, la tala de bosques; Crear nueva vivienda apropiada a las nuevas realidades; aumentar el empleo, la seguridad, la intervención de los vecinos en el cuidado de los espacios públicos; proteger con mayor fuerza el patrimonio arqueológico, histórico, arquitectónico de la ciudad; impedir la proliferación de grandes torres y nocivos centros comerciales; fortalecer a los proyectos creativos, la pequeña empresa, la economía popular; crear la diversidad en los usos del suelo que hace pujantes a las ciudades; introducir las ecotecnias que requieren las ciudades para preservar la ecología y el medio ambiente; liberar la creatividad ciudadana que permite encontrar las soluciones a problemas y condiciones locales; fortalecer la autonomía de los pueblos, barrios colonias y ejidos en los asuntos de la electricidad, el gas, el agua y los alimentos; descentralizar las decisiones y desconcentrar las actividades en el territorio; proteger los derechos humanos; democratizar a la ciudad y a México; salvar a la Cuenca del Valle de México de la catástrofe; darle una nueva vida a la ciudad de México y un gran modelo urbano a México.

 El reciclamiento, la remodelación, la restauración de las viejas casas y edificios de la ciudad de México constituye en estos momentos el mejor camino en la recuperación de los valores de altruismo, generosidad, cooperación, amenidad, frugalidad, belleza, autonomía, libertad, amistad, sobriedad, serenidad, permanencia, amor por la comunidad territorial donde se vive que pueden salvar a esta ciudad, a México y al mundo; entraña la mejor propuesta para reconceptualizar la riqueza y la pobreza; para reestructurar la economía y la política; para relocalizar la economía y la vida; para reducir la miseria, el despilfarro de electricidad, gas, gasolina, alimentos y las contaminaciones, los residuos y la basura. Es necesario reconocer que hay un tesoro oculto en las  viejas edificaciones de la ciudad de México; es urgente confirmar que tienen un creciente valor cultural, ecológico, social, económico y político; sin embargo, este tesoro está muy amenazado por los grandes inversionistas internacionales: virtualmente no tienen otra protección que la que la dan sus dueños o sus inquilinos o los vecinos conscientes; estas viejas edificaciones están en un grave riesgo de demolición por las tendencias urbanísticas e inmobiliarias que dominan en estos momentos de crisis económica y política mundial. Nuestras leyes, reglamentos y normas de desarrollo urbano son enemigas de la conservación de estas viejas edificaciones. Es indispensable cambiar radicalmente estas leyes, reglamentos y normas, por medio de la acción ciudadana; nada podemos esperar de los representantes de los partidos que están hoy en día al servicio del gran capital. Es indispensable crear o fortalecer las redes, asociaciones y organizaciones sociales autónomas, no partidistas que defienden la ciudad o las demarcaciones del Distrito Federal. La acción ciudadana autónoma es la clave de la defensa de las viejas edificaciones.  ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México y la Red en Defensa de la Ciudad de México ofrecen su apoyo a las iniciativas no partidistas que se propongan en defensa de las viejas edificaciones de la ciudad de México.     

-- 
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES 
Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México

miércoles, 1 de octubre de 2014

Foro La Imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México.

Ponentes, cartel y aviso de ultima hora del Foro La Imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México.

Adjunto cartel y lista de ponentes

Aviso de ultima hora

Esperamos iniciar el foro hacia las 9.30 de la mañana. Tenemos programados 16 ponentes de muy buena calidad que participarán en cuatro mesas de cuatro ponentes cada una:una cada dos horas. Tendremos ponencias al menos hasta las 3 de la tarde. El Foro tendrá lugar en el teatro (antigua capilla- auditorio gótico del edificio de la Fundación Dondé, 1879), un sitio magnífico que se encuentra entre los dos patios de la escuela. La entrada es por la calle  Dr. Velasco No. 73 que está atrás del Tribunal Superior de Justicia del DF y a cuadra y media de la estación del Metro Niños Héroes de la línea Indios Verdes-Universidad. 

Existe un estacionamiento publico de varios niveles a cuadra y media de la entrada de la escuela, en la esquina de Dr. Velasco y Niños Héroes: hay descuento en la tarifa de estacionamiento con el sello de la escuela.  

La cafetería de la universidad está a unos pasos del teatro; se puede desayunar y comer a precios módicos, pero, se recomienda no utilizarla entre las 11 y las 12 del día, pues está saturada de estudiantes que salen de los salones de clases. Es conveniente avisar a la cafetería si se quedan a comer para reservarles comida.

Al final del foro habrá una visita guiada por el edificio.

La temática de este foro es de gran trascendencia para la ciudad de México, la cultura y la ecología de la Cuenca del Valle de México; algunos arquitectos destacados han expresado su interés por dar continuidad a esta propuesta, por lo que este foro ayuda mucho a fortalecer la resistencia frente a la barbarie modernizadora que devasta nuestra ciudad.  

Les rogamos encarecidamente difundir el cartel, la lista de ponentes y este aviso, ya que nos hace falta mucha difusión.


Saludos cordiales
​------------------------

Ponentes en el Foro

La imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México

Arquitecto Edgar Tavares López, Investigador y catalogador de inmuebles históricos. Participa en años pasados en la dirección de arquitectura del INBA, en la Jefatura de Difusión del INAH, Autor de varios libros sobre el patrimonio arquitectónico. Jefe de Unidad Departamental para el rescate de la memoria barrial de la delegación Cuauhtémoc. Titulo de ponencia Y sin embargo… Colonia Roma

Arquitecto Mario Carlos Medina Palacios, Posgrado en urbanismo sustentable de la UNAM, Certificación Internacional en Arquitectura BMWAg, 2009, Alemania. Socio fundador de varias empresas de arquitectura: Arquitectura Biosustentable de México, Constructora de Edificación Sustentable y Energía Alternativa. Premio Nacional de Cooperación Ambiental y Reciclaje 2011, SEMARNAT-COPAMEX. Titulo de ponencia: El reciclaje como herramienta indispensable en la remodelación y conservación de edificios: los residuos de la construcción y demolición de edificios.

Dra. Laura Collin Harguindeguy, Investigadora en Sociología de la universidad autónoma de Tlaxcala. Autora de varios libros sobre sociología y convivencialidad. Titulo de su ponencia: Viviendas y barrios para la convivialidad

Arquitecta Gabriela Dergal, coordinadora editorial del despacho FUNDARQMX. Maestra en diseño arquitectónico de la UNAM; docente en la UNAM y en la Universidad Iberoamericana. Trabajo en reflexión, estética y accesibilidad, desde una perspectiva ecológica. Titulo de su ponencia: FUNDARQMX y su aportación a la difusión de una cultura urbano arquitectónica de la ciudad de México

Jaime Orozco Barbosa, Maestría en Administración Pública en Francia. Premio Nacional en Administración Pública1981. Presidente de la Asociación de Cronistas del Distrito Federal y Zonas Conurbadas. Vicepresidente del Consejo de Fomento Cultural de Tlalpan. Título de su ponencia: La Lucha en Defensa del Patrimonio Tangible e Intangible de la Ciudad de México: resultados positivos y negativos.

Lic. Miguel Ángel Cancino. Procurador Ambiental y de Ordenamiento Territorial del DF, PAOT

Arquitecto Carlos Duclaud, restaurador y reciclador de edificios antiguos de la ciudad de México.

Lic. Alejandro Álvarez Calderón, dedicado a la salvaguarda del patrimonio urbanístico arquitectónico; director y apoderado legal de varias empresas; autor de varios proyectos de rescate y protección del patrimonio arquitectónico de la Miguel Hidalgo; presidente de la Asociación de la Campana de la Paz Mundial. Título de su ponencia: El empoderamiento de los vecinos sobre el Patrimonio Urbanístico Arquitectónico de la Ciudad

 


Geógrafo y arquitecto José Ignacio Félix Díaz, graduado en la universidad de Paris IX, profesor emérito de la UAM, Cuajimalpa, representante de las universidades públicas mexicanas en cumbres del Medio Ambiente de las Naciones Unidas; estudioso de las ciudades. Tema de su ponencia: Cambios en el uso del suelo de la ciudad de México

Dra. Elvira Schwansee, experta internacional en urbanismo sustentable, residuos, reciclaje.

Arquitecto Juan Felipe Ordoñez, maestro de posgrado de la Facultad de Arquitectura de la UNAM; experto en programas de desarrollo urbano.

Arquitecto Raúl Salas Espíndola, posgrado de la Facultad de Arquitectura de la UNAM, restaurador de edificios graduado en Italia.

Arquitecto Fernando Gil Casarrubias, constructor de vivienda ecológica.

Eduardo Farah, coordinador del comité ciudadano de Polanco; defensor de viajas casas y edificios de las colonias Polanco, Lómas de Chapultepec, Anzures. Autor de libros sobre ecología.

Diego García, del Movimiento Urbano Popular y de la UPREZ, Benito Juárez

Arquitecto Hermilo Salas, posgrado de la Facultad de Arquitectura de la UNAM

Miguel Valencia, Ingeniero Químico, UNAM, coordinador de ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México, estudioso del descrecimiento, la ecología social y las ciudades. Integrante de la Red en Defensa de la Ciudad de México. Tema de su ponencia La excesiva "huella ecológica" de los nuevos edificios: La imperiosa necesidad de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México

Invitados por confirmar su presencia:

Raymundo Collins, Director del Instituto de Vivienda del DF

Dolores Martínez, Directora del departamento de Arquitectura del INBA

Cecilia Santiago Loredo, Visitadora de la comisión de derechos humanos del DF


--
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES
Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México
¡Descrecimiento o Extinción!
Blog:  http://red-ecomunidades.blogspot.com/
Blog: Decrecimiento-Descrecimiento Mexico: http://decrecimientomexico.blogspot.mx
Twitter @valenciamulkay


lunes, 22 de septiembre de 2014

Como aniquila el desarrollo urbano a las ciudades

Como aniquila el desarrollo urbano a las ciudades

Texto discutido el 25 de junio de 2014 en la Red en Defensa de la Ciudad de México y revisado en septiembre de 2014.

El desarrollo urbano es una consigna que nace en la posguerra, derivada de la consigna política ¡desarrollo! lanzadapor el presidente Truman en 1949; esta consigna reemplaza a la consigna ¡progreso! lanzada en el siglo XIX por el Imperio Británico. El objetivo  detrás de la consigna política  ¡desarrollo! es el de imponer al mundo los modos de vida de EU; la idea detrás de la consigna administrativa ¡desarrollo urbano! es la de imponer al mundo el tipo de urbanización que se realiza en EU, con sus elementos básicos, como son: el predominio del auto en la ciudad; la zonificación de la ciudad en usos del suelo urbano especializados(distritos financieros y de oficinas, suburbia o distritos de vivienda, zonas industriales);la construcción de rascacielos en los "distritos financieros", para dominar el centro de las ciudades; la construcción de grandes centros comerciales o supermercados en la periferia, para controlar el consumo; la creación de la suburbia en las periferia, para controlar la vivienda; la creación de "ciudades satélite" , "ciudades universitarias", "ciudades industriales", "ciudades de la salud", y otras "grandes manzanas", para desintegrar el tejido tradicional de soporte muto de los barrios y colonias de la ciudad; es decir: la creación de ciudades con diseño industrial, similares en todo el mundo, controladas por las tecnologías de las transnacionales, principalmente estadounidenses.  Durante las llamadas "décadas del desarrollo" (1950-1980), el gobierno de EU impone esta consigna en México y en muchos otros países calificados de "subdesarrollados", por medio de bancos de desarrollo, como el BID, o el Banco Mundial y otros mecanismos. Desde hace más de medio siglo, las universidades mexicanas asumen como propias las tesis del desarrollo urbano de EUlas aclimatan un poco, pero, en lo general, las imponen tal cual en las ciudades de México, con el apoyo de los bancos internacionales de desarrollo y becas en universidades de EU.

El desarrollo urbano implica crecientes intervenciones gubernamentales en barrios, colonias, pueblos, ejidos, por medio de "ordenamientos del territorio", inversiones muy grandes, cataclismicas, que provocan fuertes variaciones en los valores inmobiliarios que a su vez detonan nuevas inversiones en los siguientes años: los llamados "huracanes urbanos" que duran por varios lustros. Estas inversiones o megaproyectos provocan continuas migraciones interurbanas: grandes  expulsiones de los antiguos residentes en pueblos, barrios y colonias y la entrada masiva de nuevos residentes; poblamiento de la periferia, despoblamiento de las zonas centrales, así como el continuo crecimiento de la urbanización sobre los campos de cultivo, los bosques, las barrancas, las colinas, los cerros; producen lo que se llama "la urbanización dispersa" que invade cualquier territorio cercano a la ciudad. Eldesarrollo urbano entraña la aniquilación de la vida silvestre y la muerte de bosques y selvas; la extinción de la vida indígena y campesina; las migraciones diarias de la mayor parte de la población a grandes distancias: más de cuatro horas diarias de transporte o hipermovilidad; la conservación de muy altos niveles de contaminación del aire, el agua y los suelos, de producción de basura y residuos tóxicos; la concentración de la población en megalópolis; el mantenimiento de muy elevados índices de consumismo, violencia, desigualdad, miseria, anomia, stress, angustia, consumo de drogas, suicidios, desempleo; el despilfarro de enormes cantidades de energía, agua, metales, madera y otros dones de la naturaleza; la producción de ingentes volúmenes de gases que dañan el equilibrio del clima. Eldesarrollo urbano mata la identidad de los pueblos, barrios y colonias; es enemigo de las tradiciones y las culturas y del "buen vivir".   

El desarrollo urbano implica una teoría urbanística estrechamente ligada al uso de conceptos tecnológicos de transporte (pavimentación, autos, autobuses, camiones, pasos a desnivel, segundos pisos, etc.), de vivienda (muros, techos, instalaciones, aparatos) y de  edificación (concreto, acero, vidrio, cimentación, estructura, altura, superficie pavimentada) y servicios(grandes centros comerciales y supermercados), que responden a criterios industriales homogeneizadores, globalizados, que benefician sólo a transnacionales y que sirven para crear monopolios, concentración de actividades mercantiles y enormes conurbaciones como la del Valle de México o la de Guadalajara. El desarrollo urbano desata procesos urbanos perversos, como el gigantismo, la conglomeración, la verticalización, la tercerización, la gentryficación, la zonificación.  Los conceptos tecnológicos utilizados en el desarrollo urbanobenefician principalmente a los grandes bancos e industria transnacional y a sus "expertos" que ganan poder y dinero con la concentración de la población y el aumento del consumismo;  estos conceptos producen daños excesivos a la salud, los árboles, los animales, los suelos, los cuerpos de agua, la atmosfera,  el tejido social, los bienes comunes: deshumanizan las ciudades, ponen en grave riesgo de desastre a la población, asfixian la participación de los ciudadanos en los asuntos públicos, vulneran a la democracia, desquician la ecología y el clima de la Tierra; y buscan, también, aniquilar los conceptos arquitectónicos y urbanísticos de la colonia española  y de la influencia francesa, inglesa y alemana en la ciudad; son hostiles a las culturas indígenas y campesinas.  

El desarrollo urbano es el gran enemigo de la ciudad histórica, entendida como la unión ética de ciudadanos- como un producto de la acción cívica de sus pobladores; de la ciudad entendida como una comunidad de comunidades ecológicas- como gran creadora de cultura. Las megalópolis modernas, creadas por el desarrollo urbano,constituyen una especie de campos de concentración de consumidores del cual huyen tantas veces como pueden sus habitantes privilegiados, en los puentes y las vacaciones. Estas monstruosidades tienen muy poco que ver con las grandes ciudades del pasado, con la idea misma de ciudad. La urbanización moderna degrada a las ciudades, y con ello a la política, actividad esencial en la creación de una ciudad, en la existencia del ciudadano.  Sin la eliminación de la idea de desarrollo urbano, no hay manera de frenar la contaminación del aire, el agua, los suelos, los freáticos; de reducir el cambio arbitrario en el uso del suelo, la pérdida de tiempo en el transporte, el uso del auto, el despilfarro de energía, agua, metales, maderas, la producción de emisiones que dañan el clima; de aumentar las áreas verdes, la calidad de los alimentos que comemos, la protección de ruinas arqueológicas, monumentos históricos, edificaciones con valor histórico, la generación de cultura. El desarrollo urbano está cargado de premisas económicas depredadoras, de perversos objetivos de dominación ocultos, de imaginarios creados desde hace décadas por los intereses económicos; de valores contrarios a la naturaleza, el ser humano, la convivencia pacífica, la solidaridad, la complementariedad, la reciprocidad, la equidad, la justicia. El desarrollo urbano es un engendro del pensamiento económico y de las distopías tecnocientíficas que colonizan a nuestro país desde hace muchos años. Los ciudadanos hacen las ciudades; el urbanismo hace monstruosidades enemigas de la naturaleza y la cultura.  

La Red en Defensa de la Ciudad de México denuncia la muerte de la ciudad de México a causa de ese cáncer llamado desarrollo urbano, inoculado por economistas y urbanistas mexicanos. Exige la eliminación inmediata de la Ley de Desarrollo Urbano del DF, los reglamentos, las normas los planes, los programas de desarrollo urbano,para salvar a esta ciudad. Exige  la creación de una Ley de la Ciudad de México que permita  contener el exceso de infraestructuras, unidades de transporte, edificaciones, pavimentaciones que aniquilan a la ciudad y a la Cuenca del Valle de México; que garantice la intervención ciudadana en los asuntos urbanísticos y el florecimiento de la creatividad popular en la remodelación y apropiación de la vivienda y la superficie publica;  que impulse la descentralización  y la desconcentración de la Ciudad de México; que prohíba la construcción de megaproyectos; que reconozca a las asambleas de pueblo, ejido, colonia, barrio, delegación o demarcación como autoridad suprema en los asuntos de urbanización y uso del suelo. ¡No necesitamos una sola infraestructura o edificación o pavimentación más en esta ciudad!

¡No al desarrollo urbano!

¡Sí a las comunidades ecológicas autónomas de la Cuenca del Valle de México!

Red en Defensa de la Ciudad de México

 Adriana Bermeo, Adriana Gómez, Adriana Matalonga, Aline Fernanda, Ana María Yustis, Anhai Martínez, André Prieur, Aurora Marín, Bianca Sandoval, Carmen Espino, David Jiménez, Edgardo Mota, Eduardo Farah, Eduardo Soriano, Fabián Carvallo, Gabriel Valencia, Gustavo Romero, Jacqueline Bolaños, Javier Osorno, Jesús Morfin, Jonathan Arroyo, José Ignacio Félix Díaz, Juan Manuel Pomares, Karen Zuñiga, María Elena Contreras Domínguez, María de Lourdes Ríos, Mario Marroquín Castillo, Mario Rechy, Mauricio Villegas, Miguel Valencia, Patricia Carrera, Roberto Christian Domínguez, Rodolfo Ramírez Velázquez, Sara Espíritu, Sharon Sánchez, Soledad Osorio, Sonia Verónica Coronado Hidalgo, Susana Clares Popoca, Susana Morales, Tulia Roa Castro. 

viernes, 19 de septiembre de 2014

Sonora, los Yaquis y el agua

El caso de la contaminación de ríos de Sonora (creo Sonora y Bacanuchi) abre muchas líneas de reflexión. Por lo que tengo conocimiento de este derrame de 40 millones de litros de sulfato de cobre acidulado (supongo que está mezclado con ácido sulfúrico, un contaminante terrible) causado por el Grupo México, puede implicar enfermedad y muerte de plantas, animales y personas, por muchos años, en un territorio de más de 5,000 kilómetros cuadrados. Estimo que ni 50,000 millones de pesos pueden compensar en algo esta perdida. Sobre todo el derrame ocasionará un gran daño debido a la ineptitud, corrupción y negligencia del gobierno federal y de Sonora que impedirán ofrecer respuestas adecuadas a la gravedad de la situación. Ya el caso de la presa en el rancho de Padrés sirve de cortina de humo para ocultar la gravedad del derrame del Grupo México. El accidente estaba anunciado, hubo muchas denuncias previas; se le han perdonado muchos accidentes a esta empresa criminal; dado la actitud arrogante de su principal accionista-Larrea- hay que pensar que tiene un acuerdo bajo el agua con los presidentes de la Republica o ellos le tienen miedo por alguna razón especial. Larrea ha producido un gran daño al país desde hace algunos lustros. Las empresas mineras, especialmente el Grupo México, tienen algunos grandes protectores políticos entre los que creo están Salinas de Gortari, Zedillo, Fox, Calderón y desde luego Peña Nieto. Las concesiones mineras, petroleras, hídricas deben ser seguramente el gran botín de los presidentes de la Republica y del gabinete económico. Les deben depositar mucho dinero a cada uno de ellos en paraísos fiscales.    La destrucción en Sonora producida por este derrame debe ser escandalosa, si tomamos en cuenta la reacción de Peña Nieto. Estimo que no menos de 30,000 personas tendrán detenidas o muy alteradas sus actividades por espacio de muchos meses. Desde luego, los afectados ambientales de Sonora deberían unirse para fortalecer su resistencia. Es muy importante apoyar a nuestro compañero en Sonora: Isabel Dorado Auz.   

Un derrame de este tipo debería generar inmediatamente varias acciones correctivas, como: pena corporal de varios años para los cinco ejecutivos mas importantes de la planta y de la empresa responsable del derrame, incluyendo al director general; cancelación de la concesión; creación de un fondo para cubrir la rápida limpieza de los ríos ( 15 días máximo, para tener contenida la contaminación), cobertura mensual de los daños ocasionados a los vecinos de los pueblos junto o cerca de los ríos y los daños que aparezcan en los próximo 10 años; embargo de bienes de la empresa (requisa) , para crear el fondo de cobertura de daños y licitación de nueva concesión . Grupo México debería perder todas sus concesiones por su reiterada negligencia en asuntos de seguridad laboral y ecológica. Cuando hay destrucción ecológica de una empresa existe previamente la destrucción de la salud de los trabajadores. Sin embargo, no hay buenas leyes ambientales en México, ni funcionarios públicos eficaces en su trabajo, por la falsa representación popular que hay en la presidencia de la Republica y el Congreso.
 
La minería, la industria petrolera, la generación de electricidad están en las grandes ligas de la destrucción ecológica de la Tierra y destrucción del tejido social. Sus supuestos beneficios sociales son inexistentes: el daño social y ambiental que producen es mucho mayor a los impuestos que pagan y la derrama en sueldos, prestaciones y otros gastos. Son el peor negocio que puede hacer el gobierno mexicano y la sociedad. Sin embargo, la banca internacional (Wall Street, la City), gran beneficiaria de estas industrias, tiene tanto poder que no sólo impone a los presidentes de la mayor parte de los países, sino que bloquea a cualquier político que quiera cambiar esta situación. Nuestro país, por su posición estratégica mundial- junto al país más poderoso del mundo- fue sometido desde hace mas de 30 años a las nuevas reglas de mundo neoliberal que exigen la sobreexplotación de la naturaleza y del ser humano, lo que a su vez exige la existencia de estados canalla que se sostienen por la manipulación mediática y la violencia generalizada en gran escala: narcotráfico, desaparición de personas, feminicidios, militarización, decenas de miles de granaderos y cientos de miles de policías, cientos de reclusorios, espionaje de las comunicaciones de los ciudadanos conscientes de la situación, mafia de jueces y magistrados, entre otras monerías.  

Todo indica que los desastres ecológicos y sociales se multiplicarán en los próximos años, así como la resistencia popular al estado canalla en el que vivimos.
 
 
----------------------
Miguel Valencia          

jueves, 18 de septiembre de 2014

¡No al nuevo aeropuerto de Peña Nieto en el Vaso del Lago de Texcoco!

¡No al nuevo aeropuerto de Peña Nieto en el Vaso del Lago de Texcoco!

Comunicado del 18 de septiembre de 2014, de la Red en Defensa de la Ciudad de México

La construcción del nuevo aeropuerto de la ciudad de México en los terrenos que hace algunas décadas fueron entregados a la CONAGUA, con el propósito de preservarlos de la urbanización y la depredación en general, utilizarlos en la regulación de aguas y facilitar la recuperación del antiguo lago, constituye un flagrante atentado a la ecología de la Cuenca del Valle de México. Las gigantescas  instalaciones aeroportuarias  que implica este proyecto, un megaproyecto que en pocos años puede cambiar profundamente  la urbanización de zonas rurales a más de 50 km de su construcción,  hace imposible evitar el daño excesivo que tendrá el suelo lacustre del Vaso del Lago de Texcoco,  un suelo muy vulnerable que, por todas las razones ecológicas y económicas del mundo, debe volver a sostener el lago que alguna vez lo cubrió. Fue un grave error histórico la desecación del lago de Texcoco realizada tanto por la colonia española (Tajo de Nochistongo) como por los gobiernos del siglo XIX (Gran Canal) y del siglo XX(de Lázaro Cárdenas a López Mateos): la desecación del Lago de Texcoco ha elevado la temperatura y la desertización de la Cuenca del Valle de México, lo que implica la muerte de la complejidad ecológica en esta región.

La descomunal pavimentación y  la cuadruplicación, al menos, en el  número de motores en operación (aviones, autos, camiones, tractores, bombas, motores) que implica el nuevo aeropuerto lleva al extremo la depredación ecológica que sufre la Cuenca del Valle de México: mucha mayor contaminación del aire, del agua y de los suelos: mucho más ozono, micro partículas, "isla de calor", inversiones térmicas, ruido, descargas de agua contaminada, más concentración de actividades y más centralización de las decisiones . Anula la posibilidad de rescatar el lago de Texcoco y lo ganado en materia ecológica en los últimos 40 años (proyecto Nabor Carrillo). Por su escandaloso tamaño, este megaproyecto, como todos los megaproyectos del mundo, es un gran enemigo de la ecología, la cultura, la sociedad, la economía, la política y la Paz.  El gobierno federal ignora descaradamente que la aviación es la cuarta causa principal de desastre climático de la Tierra y que hay urgencia mundial de reducir radicalmente las emisiones de gases que dañan el clima; ignora alegremente todas las recomendaciones científicas, planes y leyes sobre el desastre climático. Por otra parte, desprecia la importancia de las actividades campesinas en la reducción del desastre ambiental creado por la industrialización y la urbanización. Persevera en las estrategias desarrollistas que han llevado a México a la ruina ecológica y económica. Supera sus marcas en desinformación y engaño. El excesivo impacto urbano, social y ambiental que entraña el proyecto de nuevo aeropuerto de Peña Nieto para la ciudad de México nos obliga a rechazarlo rotundamente.  

El nuevo aeropuerto de Peña Nieto es, además, una evidente agresión a los habitantes de la Cuenca del Valle de México, por lo que resulta muy lamentable la docilidad con la que Miguel Ángel Mancera acepta la imposición de este nuevo aeropuerto y otros megaproyectos carreteros y de transporte, ligados al Proyecto Megalópolis, impuesto por el Libre Comercio que sólo favorece a  bancos internacionales y transnacionales: arcos viales, líneas de Metro, suburbanos, trenes rápidos, infraestructuras que tienen un enorme  potencial depredador. No tenemos un gobierno del DF que sea capaz de frenar las propuestas y actividades catastróficas que fluyen en abundancia desde el gobierno federal y el gobierno del estado de México. En cambio, destaca mucho la resistencia  de los pueblos y las comunidades del conurbado del estado de México frente a los megaproyectos de Peña Nieto, como es el caso de los pueblos que se oponen al nuevo aeropuerto (San Salvador Atenco, Nexquipayac, Tocuila y otros), así como de un buen número de académicos que rechazan la construcción de este aeropuerto. La Red en Defensa de la Ciudad de México  busca el diálogo con organizaciones sociales del estado de México  y revisa los estudios realizados por investigadores universitarios y por organizaciones sociales entre 2002-2004, sobre el proyecto de aeropuerto de Vicente Fox, para fortalecer su oposición a los peligrosos, suicidas, anti ecológicos proyectos de aeropuerto de la ciudad de México y Megalópolis para la región centro de México de Peña Nieto.

Además, opinamos que no hay manera de avanzar en los asuntos de desarrollo urbano de la ciudad de México mientras Simón Neuman permanezca al frente de la secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda del DF.

Red en Defensa de la Ciudad de México

 Adriana Bermeo, Adriana Gómez, Adriana Matalonga, Aline Fernanda, Ana María Yustis, Anhai Martínez, André Prieur, Aurora Marín, Bianca Sandoval, Carmen Espino, David Jiménez, Edgardo Mota, Eduardo Farah, Eduardo Soriano, Fabián Carvallo, Gabriel Valencia, Gustavo Romero, Jacqueline Bolaños, Javier Osorno, Jesús Morfin, Jonathan Arroyo, José Ignacio Félix Díaz, Juan Manuel Pomares, Karen Zuñiga, María Elena Contreras Domínguez, María de Lourdes Ríos, Mario Marroquín Castillo, Mario Rechy, Mauricio Villegas, Miguel Valencia, Patricia Carrera, Roberto Christian Domínguez, Rodolfo Ramírez Velázquez, Sara Espíritu, Sharon Sánchez, Soledad Osorio, Sonia Verónica Coronado Hidalgo, Susana Clares Popoca, Susana Morales, Tulia Roa Castro. 

Heriberto Salas Amac del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra de Atenco. Gabriela Téllez de la Asociación Mexicana de Turismo para el Desarrollo de la Región Oriente del Estado de México. Ambos de la Coordinadora de Pueblos y Organizaciones del Oriente del Estado de México en Defensa de la Tierra, el Agua y su Cultura.  
----------------------------------------------------------------------------------------------

La Red en Defensa de la Ciudad de México informa:

Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México"

Invitamos a los vecinos de los barrios, colonias, pueblos, ejidos de la ciudad de México a participar en el Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México" que tendrá lugar el sábado 4 de octubre de 2014, a partir de las 9 de la mañana en el foro del Campus Vértiz, colonia de Los Doctores, delegación Cuauhtémoc.

En este foro se presentarán a debate las razones culturales, ecológicas, económicas, urbanísticas, arquitectónicas, sociales, políticas y simbólicas que nos obligarían a impulsar la conservación de tantas casas y edificios viejos como sea posible. Presentan ponencias urbanistas, arquitectos, artistas, ingenieros, cronistas de la ciudad, ecologistas, activistas vecinales, luchadores sociales, investigadores en temas culturales, ambientales, urbanos, económicos, políticos, entre otros.

Se pondrán a debate los posibles cambios en la legislación del DF que ayuden a: fomentar la restauración, el reciclado, la remodelación de viejas casas y edificios; limitar severamente las demoliciones, la construcción de edificios más elevados o torres; restringir la verticalización de la ciudad; proteger la diversidad arquitectónica y urbanística de la ciudad; impulsar la diversificación de usos del suelo, la vivienda popular, la pequeña empresa, el empleo, las ecotecnias; reducir el despilfarro de gas, gasolina, agua, metales, maderas, etc.;  reducir la enorme "huella ecológica"(agotamiento de las riquezas naturales y producción de desechos y contaminantes) que produce la construcción de nuevos edificios; frenar el debilitamiento de la economía popular que provoca la construcción de nuevos edificios en esta ciudad. A enjuiciar la  política de construcción de vivienda popular –normas 26, 30 y 31- y de desarrollo urbano, medio ambiente y desarrollo económico del gobierno de Miguel Ángel Mancera.

Convocan: ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México; Red en Defensa de la Ciudad de México; Grupo ¡Salir del petróleo! ¡Descrecimiento e Extinción!; Comida No bombas.

Estarán presentes en este foro, entre otras personalidades, los arquitectos Edgard Tavares ( autor de varios libros sobre la conservación de viejas casas y edificios de la ciudad), Carlos Duclaud (restaurador de diversas casas y edificios en la ciudad de México), Gabriela Sánchez(del despacho de la arquitecta María Bustamante Harfush, defensora de las viejas casas de Polanco), Raul Salas(restaurador con altos estudios en Italia), Mario Medina( investigador en recuperación y reciclaje de casas, y edificios), José Ignacio Félix Díaz( investigador emérito en ciudades de la UAM) Además, Jacqueline Ducolomb( defensora de viejas casas y edificios de la colonia Roma), Alejandro Álvarez(defensor de casas y edificios de Tacubaya), Carlos Santos(defensor de casas y edificios en las colonias Hipódromo y Condesa), Laura Collin( investigadora de la U Autónoma de Tlaxcala), Eduardo Farah( activista vecinal de Polanco), Guadalupe Tron(activista vecinal de Álvaro Obregón). Esperamos que participen, también, Dolores Martínez de Depto. Arquitectura del INBA; Miguel Ángel Cansino, procurador de la PAOT, Raymundo Collins Flores del Instituto de la Vivienda del DF y desde luego, la Dra. Gabriela de la Vega de la Universidad de Londres.

sábado, 13 de septiembre de 2014

A debate la importancia del reciclamiento, la restauración y remodelación de viejas casas y edificios de la ciudad de México

A debate la importancia del reciclamiento, la restauración y remodelación de viejas casas y edificios de la ciudad de México

Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de  la ciudad de México" 

Participan arquitectos, ingenieros, restauradores, sociólogos, cronistas de la ciudad, ecologistas, representantes vecinales.

Debate sobre los beneficios culturales, ecológicos, urbanísticos, sociales, económicos, políticos del desarrollo de una cultura del reciclamiento (1920-1960), restauración(antes de 1920), remodelación de viejas casas y edificios de la ciudad de México. Repercusiones en el uso del suelo, vivienda popular, pequeña empresa, empleo,"huella ecológica", economía de la ciudad.  

Sábado 4 de octubre de 2014 a partir de las 9 de la mañana
Campus Vértiz de la Universidad de Londres- antiguo edificio de la Fundación Dondé.- Dr. Velazco No. 73, entre Dr. Jiménez y Dr. Vértiz, colonia de Los Doctores, delegación Cuauhtémoc.

Entrada Libre

Solicitamos su ayuda en la difusión de este foro que se realiza sin fondos con trabajo voluntario

​------------------------
Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de 

México"

Invitamos a los vecinos de los barrios, colonias, pueblos, ejidos de la ciudad de México a 

participar en el Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la 

ciudad de México" que tendrá lugar el sábado 4 de octubre de 2014, a partir de las 9 de la 

mañana en el foro del Campus Vértiz, colonia de Los Doctores, delegación Cuauhtémoc. 

En este foro se presentarán a debate las razones culturales, ecológicas, económicas, 

urbanísticas, arquitectónicas, sociales, políticas y simbólicas que nos obligarían a impulsar 

la conservación de tantas casas y edificios viejos como sea posible. Presentan ponencias 

urbanistas, arquitectos, artistas, ingenieros, cronistas de la ciudad, ecologistas, activistas 

vecinales, luchadores sociales, investigadores en temas culturales, ambientales, urbanos, 

económicos, políticos, entre otros.

Se pondrán a debate los posibles cambios en la legislación del DF que ayuden a: 

fomentar la restauración, el reciclado, la remodelación de viejas casas y edificios; limitar 

severamente las demoliciones, la construcción de edificios más elevados o torres; 

restringir la verticalización de la ciudad; proteger la diversidad arquitectónica y urbanística 

de la ciudad; impulsar la diversificación de usos del suelo, la vivienda popular, la pequeña 

empresa, el empleo, las ecotecnias; reducir el despilfarro de gas, gasolina, agua, metales, 

maderas, etc.; reducir la enorme "huella ecológica"(agotamiento de las riquezas naturales 

y producción de desechos y contaminantes) que produce la construcción de nuevos 

edificios; frenar el debilitamiento de la economía popular que provoca la construcción de 

nuevos edificios en esta ciudad. A enjuiciar la política de construcción de vivienda popular 

–normas 26, 30 y 31- y de desarrollo urbano, medio ambiente y desarrollo económico del 

gobierno de Miguel Ángel Mancera.

Convocan: ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México; Red en 

Defensa de la Ciudad de México; Grupo ¡Salir del petróleo! ¡Descrecimiento e Extinción!; 

Comida No bombas.

--
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES

jueves, 11 de septiembre de 2014

Seminario breve de Jean Robert: Las grandes obras inútiles e impuestas

Seminario breve de Jean Robert: Las grandes obras inútiles e impuestas

El jueves 18 de septiembre de 2014, a partir de las 9 de la mañana, en un salón reservado del centro cultural Kuii, situado en Insurgentes 223, colonia Roma, casi esquina con Monterrey y Colima, frente a la estación Durango del Metrobus Insurgentes, tendrá lugar el Seminario Breve Las grandes obras inútiles e impuestas en y por las ciudades modernas, impartido por el maestro Jean Robert.  Las ciudades satélite, universitarias, de la salud, del entretenimiento; las torres de oficinas o viviendas, los segundos o terceros pisos, las autopistas urbanas, los trenes suburbanos, las líneas de Metro, los trenes rápidos, los acueductos o trasvases, los drenajes profundos, las presas, los rellenos sanitarios, los incineradores, los confinamientos de residuos tóxicos o peligrosos, los aeropuertos, las supercarreteras,son megaproyectos que tienen efectos perversos, destructivos, cataclismicos, en las comunidades y municipios en su cercanía: tienen un impacto social y ambiental excesivo, por lo que resultan ruinosos para los pueblos, los ejidos, las colonias, los barrios, las ciudades, los estados: son obras inútiles que se imponen a las comunidades, a la sociedad, sin consulta verdadera, por medio del sigilo, la desinformación, la sorpresa, la mentira, el engaño, la propaganda, la publicidad, la connivencia de instituciones judiciales, legislativas, científicas, académicas, civiles y corporativos empresariales y sociales, y finalmente, por medio de la violencia física: órdenes de aprensión y otras formas de hostigamiento judicial a los opositores destacados, el uso intensivo de cuerpos de granaderos, escuadrones policiacos, gases lacrimógenos, chorros de agua a presión, balas de goma, francotiradores. Sometidos a las implacables presiones de las instituciones bancarias internacionales y las empresas transnacionales, los gobiernos imponen cada día más estos abominables megaproyectos en las ciudades de los países muy endeudados y empobrecidos, como es el caso de la ciudad de México. 

Jean Robert, autor y conferencista de gran reconocimiento internacional, por sus destacadas aportaciones teóricas sobre las ciudades, la urbanización, la tecnología crítica, la economía, la ecología; es uno de los mayores conocedores de la historia de la vivienda, la edificación, el higienismo, el sanitarismo, la gestión del agua, el transporte, la movilidad, la basura, la conglomeración, la verticalización, el gigantismo, el dislocamiento del tiempo y el espacio en la ciudad, la percepción de habitar. Autor de libros clásicos en el urbanismo europeo, como La Traición de la Opulencia (París, 1975, PUF, con el matemático Jean Pierre Dupuy) y Le temps qu'an Nous Vole (El Tiempo que Nos Roban), Seuil Paris, 1980. Es autor, además de libros como: Ecología y Tecnología Crítica, Fontamara; Water is a commons, Habitat International Coalition; Libertad de Habitar, HIC; La Puissance des pauvres, Actes Sud, France, con Mahid Rahnema. Originario del Jurá, en los confines de Suiza y Francia. Estudia arquitectura en el Instituto Politécnico Federal de Zurich y urbanismo en Ámsterdam donde practica la arquitectura. Vive en México desde 1972 y con Ivan Illich, es uno de los fundadores del legendario CIDOC de Cuernavaca. Es parte de jurados del Tribunal Permanente de los Pueblos e invitado frecuente a las celebraciones zapatistas. Desde hace más de 25 años es ciudadano mexicano.   

 Sólo hay 20 lugares en la mesa, por lo que es indispensable hacer una reservación al correo vammulkay@gmail.compara asegurar un lugar en este acto. El seminario dura cuatro horas y tiene un costo de $ 150.00 por persona (incluye los gastos de organización, el desayuno, la renta del salón, la propina y la conferencia de prensa)

Convocan: Red en Defensa de la Ciudad de México; ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México; Colectivo Comida No Bombas; Grupo ¡Salir del petróleo! ¡Descrecimiento e Extinción!

Facebook

https://www.facebook.com/red.endefensa

TWITTER

@RedenDefensa

BLOG

http://redendefensadelaciudaddemexico.blogspot.mx