lunes, 22 de septiembre de 2014

Como aniquila el desarrollo urbano a las ciudades

Como aniquila el desarrollo urbano a las ciudades

Texto discutido el 25 de junio de 2014 en la Red en Defensa de la Ciudad de México y revisado en septiembre de 2014.

El desarrollo urbano es una consigna que nace en la posguerra, derivada de la consigna política ¡desarrollo! lanzadapor el presidente Truman en 1949; esta consigna reemplaza a la consigna ¡progreso! lanzada en el siglo XIX por el Imperio Británico. El objetivo  detrás de la consigna política  ¡desarrollo! es el de imponer al mundo los modos de vida de EU; la idea detrás de la consigna administrativa ¡desarrollo urbano! es la de imponer al mundo el tipo de urbanización que se realiza en EU, con sus elementos básicos, como son: el predominio del auto en la ciudad; la zonificación de la ciudad en usos del suelo urbano especializados(distritos financieros y de oficinas, suburbia o distritos de vivienda, zonas industriales);la construcción de rascacielos en los "distritos financieros", para dominar el centro de las ciudades; la construcción de grandes centros comerciales o supermercados en la periferia, para controlar el consumo; la creación de la suburbia en las periferia, para controlar la vivienda; la creación de "ciudades satélite" , "ciudades universitarias", "ciudades industriales", "ciudades de la salud", y otras "grandes manzanas", para desintegrar el tejido tradicional de soporte muto de los barrios y colonias de la ciudad; es decir: la creación de ciudades con diseño industrial, similares en todo el mundo, controladas por las tecnologías de las transnacionales, principalmente estadounidenses.  Durante las llamadas "décadas del desarrollo" (1950-1980), el gobierno de EU impone esta consigna en México y en muchos otros países calificados de "subdesarrollados", por medio de bancos de desarrollo, como el BID, o el Banco Mundial y otros mecanismos. Desde hace más de medio siglo, las universidades mexicanas asumen como propias las tesis del desarrollo urbano de EUlas aclimatan un poco, pero, en lo general, las imponen tal cual en las ciudades de México, con el apoyo de los bancos internacionales de desarrollo y becas en universidades de EU.

El desarrollo urbano implica crecientes intervenciones gubernamentales en barrios, colonias, pueblos, ejidos, por medio de "ordenamientos del territorio", inversiones muy grandes, cataclismicas, que provocan fuertes variaciones en los valores inmobiliarios que a su vez detonan nuevas inversiones en los siguientes años: los llamados "huracanes urbanos" que duran por varios lustros. Estas inversiones o megaproyectos provocan continuas migraciones interurbanas: grandes  expulsiones de los antiguos residentes en pueblos, barrios y colonias y la entrada masiva de nuevos residentes; poblamiento de la periferia, despoblamiento de las zonas centrales, así como el continuo crecimiento de la urbanización sobre los campos de cultivo, los bosques, las barrancas, las colinas, los cerros; producen lo que se llama "la urbanización dispersa" que invade cualquier territorio cercano a la ciudad. Eldesarrollo urbano entraña la aniquilación de la vida silvestre y la muerte de bosques y selvas; la extinción de la vida indígena y campesina; las migraciones diarias de la mayor parte de la población a grandes distancias: más de cuatro horas diarias de transporte o hipermovilidad; la conservación de muy altos niveles de contaminación del aire, el agua y los suelos, de producción de basura y residuos tóxicos; la concentración de la población en megalópolis; el mantenimiento de muy elevados índices de consumismo, violencia, desigualdad, miseria, anomia, stress, angustia, consumo de drogas, suicidios, desempleo; el despilfarro de enormes cantidades de energía, agua, metales, madera y otros dones de la naturaleza; la producción de ingentes volúmenes de gases que dañan el equilibrio del clima. Eldesarrollo urbano mata la identidad de los pueblos, barrios y colonias; es enemigo de las tradiciones y las culturas y del "buen vivir".   

El desarrollo urbano implica una teoría urbanística estrechamente ligada al uso de conceptos tecnológicos de transporte (pavimentación, autos, autobuses, camiones, pasos a desnivel, segundos pisos, etc.), de vivienda (muros, techos, instalaciones, aparatos) y de  edificación (concreto, acero, vidrio, cimentación, estructura, altura, superficie pavimentada) y servicios(grandes centros comerciales y supermercados), que responden a criterios industriales homogeneizadores, globalizados, que benefician sólo a transnacionales y que sirven para crear monopolios, concentración de actividades mercantiles y enormes conurbaciones como la del Valle de México o la de Guadalajara. El desarrollo urbano desata procesos urbanos perversos, como el gigantismo, la conglomeración, la verticalización, la tercerización, la gentryficación, la zonificación.  Los conceptos tecnológicos utilizados en el desarrollo urbanobenefician principalmente a los grandes bancos e industria transnacional y a sus "expertos" que ganan poder y dinero con la concentración de la población y el aumento del consumismo;  estos conceptos producen daños excesivos a la salud, los árboles, los animales, los suelos, los cuerpos de agua, la atmosfera,  el tejido social, los bienes comunes: deshumanizan las ciudades, ponen en grave riesgo de desastre a la población, asfixian la participación de los ciudadanos en los asuntos públicos, vulneran a la democracia, desquician la ecología y el clima de la Tierra; y buscan, también, aniquilar los conceptos arquitectónicos y urbanísticos de la colonia española  y de la influencia francesa, inglesa y alemana en la ciudad; son hostiles a las culturas indígenas y campesinas.  

El desarrollo urbano es el gran enemigo de la ciudad histórica, entendida como la unión ética de ciudadanos- como un producto de la acción cívica de sus pobladores; de la ciudad entendida como una comunidad de comunidades ecológicas- como gran creadora de cultura. Las megalópolis modernas, creadas por el desarrollo urbano,constituyen una especie de campos de concentración de consumidores del cual huyen tantas veces como pueden sus habitantes privilegiados, en los puentes y las vacaciones. Estas monstruosidades tienen muy poco que ver con las grandes ciudades del pasado, con la idea misma de ciudad. La urbanización moderna degrada a las ciudades, y con ello a la política, actividad esencial en la creación de una ciudad, en la existencia del ciudadano.  Sin la eliminación de la idea de desarrollo urbano, no hay manera de frenar la contaminación del aire, el agua, los suelos, los freáticos; de reducir el cambio arbitrario en el uso del suelo, la pérdida de tiempo en el transporte, el uso del auto, el despilfarro de energía, agua, metales, maderas, la producción de emisiones que dañan el clima; de aumentar las áreas verdes, la calidad de los alimentos que comemos, la protección de ruinas arqueológicas, monumentos históricos, edificaciones con valor histórico, la generación de cultura. El desarrollo urbano está cargado de premisas económicas depredadoras, de perversos objetivos de dominación ocultos, de imaginarios creados desde hace décadas por los intereses económicos; de valores contrarios a la naturaleza, el ser humano, la convivencia pacífica, la solidaridad, la complementariedad, la reciprocidad, la equidad, la justicia. El desarrollo urbano es un engendro del pensamiento económico y de las distopías tecnocientíficas que colonizan a nuestro país desde hace muchos años. Los ciudadanos hacen las ciudades; el urbanismo hace monstruosidades enemigas de la naturaleza y la cultura.  

La Red en Defensa de la Ciudad de México denuncia la muerte de la ciudad de México a causa de ese cáncer llamado desarrollo urbano, inoculado por economistas y urbanistas mexicanos. Exige la eliminación inmediata de la Ley de Desarrollo Urbano del DF, los reglamentos, las normas los planes, los programas de desarrollo urbano,para salvar a esta ciudad. Exige  la creación de una Ley de la Ciudad de México que permita  contener el exceso de infraestructuras, unidades de transporte, edificaciones, pavimentaciones que aniquilan a la ciudad y a la Cuenca del Valle de México; que garantice la intervención ciudadana en los asuntos urbanísticos y el florecimiento de la creatividad popular en la remodelación y apropiación de la vivienda y la superficie publica;  que impulse la descentralización  y la desconcentración de la Ciudad de México; que prohíba la construcción de megaproyectos; que reconozca a las asambleas de pueblo, ejido, colonia, barrio, delegación o demarcación como autoridad suprema en los asuntos de urbanización y uso del suelo. ¡No necesitamos una sola infraestructura o edificación o pavimentación más en esta ciudad!

¡No al desarrollo urbano!

¡Sí a las comunidades ecológicas autónomas de la Cuenca del Valle de México!

Red en Defensa de la Ciudad de México

 Adriana Bermeo, Adriana Gómez, Adriana Matalonga, Aline Fernanda, Ana María Yustis, Anhai Martínez, André Prieur, Aurora Marín, Bianca Sandoval, Carmen Espino, David Jiménez, Edgardo Mota, Eduardo Farah, Eduardo Soriano, Fabián Carvallo, Gabriel Valencia, Gustavo Romero, Jacqueline Bolaños, Javier Osorno, Jesús Morfin, Jonathan Arroyo, José Ignacio Félix Díaz, Juan Manuel Pomares, Karen Zuñiga, María Elena Contreras Domínguez, María de Lourdes Ríos, Mario Marroquín Castillo, Mario Rechy, Mauricio Villegas, Miguel Valencia, Patricia Carrera, Roberto Christian Domínguez, Rodolfo Ramírez Velázquez, Sara Espíritu, Sharon Sánchez, Soledad Osorio, Sonia Verónica Coronado Hidalgo, Susana Clares Popoca, Susana Morales, Tulia Roa Castro. 

viernes, 19 de septiembre de 2014

Sonora, los Yaquis y el agua

El caso de la contaminación de ríos de Sonora (creo Sonora y Bacanuchi) abre muchas líneas de reflexión. Por lo que tengo conocimiento de este derrame de 40 millones de litros de sulfato de cobre acidulado (supongo que está mezclado con ácido sulfúrico, un contaminante terrible) causado por el Grupo México, puede implicar enfermedad y muerte de plantas, animales y personas, por muchos años, en un territorio de más de 5,000 kilómetros cuadrados. Estimo que ni 50,000 millones de pesos pueden compensar en algo esta perdida. Sobre todo el derrame ocasionará un gran daño debido a la ineptitud, corrupción y negligencia del gobierno federal y de Sonora que impedirán ofrecer respuestas adecuadas a la gravedad de la situación. Ya el caso de la presa en el rancho de Padrés sirve de cortina de humo para ocultar la gravedad del derrame del Grupo México. El accidente estaba anunciado, hubo muchas denuncias previas; se le han perdonado muchos accidentes a esta empresa criminal; dado la actitud arrogante de su principal accionista-Larrea- hay que pensar que tiene un acuerdo bajo el agua con los presidentes de la Republica o ellos le tienen miedo por alguna razón especial. Larrea ha producido un gran daño al país desde hace algunos lustros. Las empresas mineras, especialmente el Grupo México, tienen algunos grandes protectores políticos entre los que creo están Salinas de Gortari, Zedillo, Fox, Calderón y desde luego Peña Nieto. Las concesiones mineras, petroleras, hídricas deben ser seguramente el gran botín de los presidentes de la Republica y del gabinete económico. Les deben depositar mucho dinero a cada uno de ellos en paraísos fiscales.    La destrucción en Sonora producida por este derrame debe ser escandalosa, si tomamos en cuenta la reacción de Peña Nieto. Estimo que no menos de 30,000 personas tendrán detenidas o muy alteradas sus actividades por espacio de muchos meses. Desde luego, los afectados ambientales de Sonora deberían unirse para fortalecer su resistencia. Es muy importante apoyar a nuestro compañero en Sonora: Isabel Dorado Auz.   

Un derrame de este tipo debería generar inmediatamente varias acciones correctivas, como: pena corporal de varios años para los cinco ejecutivos mas importantes de la planta y de la empresa responsable del derrame, incluyendo al director general; cancelación de la concesión; creación de un fondo para cubrir la rápida limpieza de los ríos ( 15 días máximo, para tener contenida la contaminación), cobertura mensual de los daños ocasionados a los vecinos de los pueblos junto o cerca de los ríos y los daños que aparezcan en los próximo 10 años; embargo de bienes de la empresa (requisa) , para crear el fondo de cobertura de daños y licitación de nueva concesión . Grupo México debería perder todas sus concesiones por su reiterada negligencia en asuntos de seguridad laboral y ecológica. Cuando hay destrucción ecológica de una empresa existe previamente la destrucción de la salud de los trabajadores. Sin embargo, no hay buenas leyes ambientales en México, ni funcionarios públicos eficaces en su trabajo, por la falsa representación popular que hay en la presidencia de la Republica y el Congreso.
 
La minería, la industria petrolera, la generación de electricidad están en las grandes ligas de la destrucción ecológica de la Tierra y destrucción del tejido social. Sus supuestos beneficios sociales son inexistentes: el daño social y ambiental que producen es mucho mayor a los impuestos que pagan y la derrama en sueldos, prestaciones y otros gastos. Son el peor negocio que puede hacer el gobierno mexicano y la sociedad. Sin embargo, la banca internacional (Wall Street, la City), gran beneficiaria de estas industrias, tiene tanto poder que no sólo impone a los presidentes de la mayor parte de los países, sino que bloquea a cualquier político que quiera cambiar esta situación. Nuestro país, por su posición estratégica mundial- junto al país más poderoso del mundo- fue sometido desde hace mas de 30 años a las nuevas reglas de mundo neoliberal que exigen la sobreexplotación de la naturaleza y del ser humano, lo que a su vez exige la existencia de estados canalla que se sostienen por la manipulación mediática y la violencia generalizada en gran escala: narcotráfico, desaparición de personas, feminicidios, militarización, decenas de miles de granaderos y cientos de miles de policías, cientos de reclusorios, espionaje de las comunicaciones de los ciudadanos conscientes de la situación, mafia de jueces y magistrados, entre otras monerías.  

Todo indica que los desastres ecológicos y sociales se multiplicarán en los próximos años, así como la resistencia popular al estado canalla en el que vivimos.
 
 
----------------------
Miguel Valencia          

jueves, 18 de septiembre de 2014

¡No al nuevo aeropuerto de Peña Nieto en el Vaso del Lago de Texcoco!

¡No al nuevo aeropuerto de Peña Nieto en el Vaso del Lago de Texcoco!

Comunicado del 18 de septiembre de 2014, de la Red en Defensa de la Ciudad de México

La construcción del nuevo aeropuerto de la ciudad de México en los terrenos que hace algunas décadas fueron entregados a la CONAGUA, con el propósito de preservarlos de la urbanización y la depredación en general, utilizarlos en la regulación de aguas y facilitar la recuperación del antiguo lago, constituye un flagrante atentado a la ecología de la Cuenca del Valle de México. Las gigantescas  instalaciones aeroportuarias  que implica este proyecto, un megaproyecto que en pocos años puede cambiar profundamente  la urbanización de zonas rurales a más de 50 km de su construcción,  hace imposible evitar el daño excesivo que tendrá el suelo lacustre del Vaso del Lago de Texcoco,  un suelo muy vulnerable que, por todas las razones ecológicas y económicas del mundo, debe volver a sostener el lago que alguna vez lo cubrió. Fue un grave error histórico la desecación del lago de Texcoco realizada tanto por la colonia española (Tajo de Nochistongo) como por los gobiernos del siglo XIX (Gran Canal) y del siglo XX(de Lázaro Cárdenas a López Mateos): la desecación del Lago de Texcoco ha elevado la temperatura y la desertización de la Cuenca del Valle de México, lo que implica la muerte de la complejidad ecológica en esta región.

La descomunal pavimentación y  la cuadruplicación, al menos, en el  número de motores en operación (aviones, autos, camiones, tractores, bombas, motores) que implica el nuevo aeropuerto lleva al extremo la depredación ecológica que sufre la Cuenca del Valle de México: mucha mayor contaminación del aire, del agua y de los suelos: mucho más ozono, micro partículas, "isla de calor", inversiones térmicas, ruido, descargas de agua contaminada, más concentración de actividades y más centralización de las decisiones . Anula la posibilidad de rescatar el lago de Texcoco y lo ganado en materia ecológica en los últimos 40 años (proyecto Nabor Carrillo). Por su escandaloso tamaño, este megaproyecto, como todos los megaproyectos del mundo, es un gran enemigo de la ecología, la cultura, la sociedad, la economía, la política y la Paz.  El gobierno federal ignora descaradamente que la aviación es la cuarta causa principal de desastre climático de la Tierra y que hay urgencia mundial de reducir radicalmente las emisiones de gases que dañan el clima; ignora alegremente todas las recomendaciones científicas, planes y leyes sobre el desastre climático. Por otra parte, desprecia la importancia de las actividades campesinas en la reducción del desastre ambiental creado por la industrialización y la urbanización. Persevera en las estrategias desarrollistas que han llevado a México a la ruina ecológica y económica. Supera sus marcas en desinformación y engaño. El excesivo impacto urbano, social y ambiental que entraña el proyecto de nuevo aeropuerto de Peña Nieto para la ciudad de México nos obliga a rechazarlo rotundamente.  

El nuevo aeropuerto de Peña Nieto es, además, una evidente agresión a los habitantes de la Cuenca del Valle de México, por lo que resulta muy lamentable la docilidad con la que Miguel Ángel Mancera acepta la imposición de este nuevo aeropuerto y otros megaproyectos carreteros y de transporte, ligados al Proyecto Megalópolis, impuesto por el Libre Comercio que sólo favorece a  bancos internacionales y transnacionales: arcos viales, líneas de Metro, suburbanos, trenes rápidos, infraestructuras que tienen un enorme  potencial depredador. No tenemos un gobierno del DF que sea capaz de frenar las propuestas y actividades catastróficas que fluyen en abundancia desde el gobierno federal y el gobierno del estado de México. En cambio, destaca mucho la resistencia  de los pueblos y las comunidades del conurbado del estado de México frente a los megaproyectos de Peña Nieto, como es el caso de los pueblos que se oponen al nuevo aeropuerto (San Salvador Atenco, Nexquipayac, Tocuila y otros), así como de un buen número de académicos que rechazan la construcción de este aeropuerto. La Red en Defensa de la Ciudad de México  busca el diálogo con organizaciones sociales del estado de México  y revisa los estudios realizados por investigadores universitarios y por organizaciones sociales entre 2002-2004, sobre el proyecto de aeropuerto de Vicente Fox, para fortalecer su oposición a los peligrosos, suicidas, anti ecológicos proyectos de aeropuerto de la ciudad de México y Megalópolis para la región centro de México de Peña Nieto.

Además, opinamos que no hay manera de avanzar en los asuntos de desarrollo urbano de la ciudad de México mientras Simón Neuman permanezca al frente de la secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda del DF.

Red en Defensa de la Ciudad de México

 Adriana Bermeo, Adriana Gómez, Adriana Matalonga, Aline Fernanda, Ana María Yustis, Anhai Martínez, André Prieur, Aurora Marín, Bianca Sandoval, Carmen Espino, David Jiménez, Edgardo Mota, Eduardo Farah, Eduardo Soriano, Fabián Carvallo, Gabriel Valencia, Gustavo Romero, Jacqueline Bolaños, Javier Osorno, Jesús Morfin, Jonathan Arroyo, José Ignacio Félix Díaz, Juan Manuel Pomares, Karen Zuñiga, María Elena Contreras Domínguez, María de Lourdes Ríos, Mario Marroquín Castillo, Mario Rechy, Mauricio Villegas, Miguel Valencia, Patricia Carrera, Roberto Christian Domínguez, Rodolfo Ramírez Velázquez, Sara Espíritu, Sharon Sánchez, Soledad Osorio, Sonia Verónica Coronado Hidalgo, Susana Clares Popoca, Susana Morales, Tulia Roa Castro. 

Heriberto Salas Amac del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra de Atenco. Gabriela Téllez de la Asociación Mexicana de Turismo para el Desarrollo de la Región Oriente del Estado de México. Ambos de la Coordinadora de Pueblos y Organizaciones del Oriente del Estado de México en Defensa de la Tierra, el Agua y su Cultura.  
----------------------------------------------------------------------------------------------

La Red en Defensa de la Ciudad de México informa:

Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México"

Invitamos a los vecinos de los barrios, colonias, pueblos, ejidos de la ciudad de México a participar en el Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de México" que tendrá lugar el sábado 4 de octubre de 2014, a partir de las 9 de la mañana en el foro del Campus Vértiz, colonia de Los Doctores, delegación Cuauhtémoc.

En este foro se presentarán a debate las razones culturales, ecológicas, económicas, urbanísticas, arquitectónicas, sociales, políticas y simbólicas que nos obligarían a impulsar la conservación de tantas casas y edificios viejos como sea posible. Presentan ponencias urbanistas, arquitectos, artistas, ingenieros, cronistas de la ciudad, ecologistas, activistas vecinales, luchadores sociales, investigadores en temas culturales, ambientales, urbanos, económicos, políticos, entre otros.

Se pondrán a debate los posibles cambios en la legislación del DF que ayuden a: fomentar la restauración, el reciclado, la remodelación de viejas casas y edificios; limitar severamente las demoliciones, la construcción de edificios más elevados o torres; restringir la verticalización de la ciudad; proteger la diversidad arquitectónica y urbanística de la ciudad; impulsar la diversificación de usos del suelo, la vivienda popular, la pequeña empresa, el empleo, las ecotecnias; reducir el despilfarro de gas, gasolina, agua, metales, maderas, etc.;  reducir la enorme "huella ecológica"(agotamiento de las riquezas naturales y producción de desechos y contaminantes) que produce la construcción de nuevos edificios; frenar el debilitamiento de la economía popular que provoca la construcción de nuevos edificios en esta ciudad. A enjuiciar la  política de construcción de vivienda popular –normas 26, 30 y 31- y de desarrollo urbano, medio ambiente y desarrollo económico del gobierno de Miguel Ángel Mancera.

Convocan: ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México; Red en Defensa de la Ciudad de México; Grupo ¡Salir del petróleo! ¡Descrecimiento e Extinción!; Comida No bombas.

Estarán presentes en este foro, entre otras personalidades, los arquitectos Edgard Tavares ( autor de varios libros sobre la conservación de viejas casas y edificios de la ciudad), Carlos Duclaud (restaurador de diversas casas y edificios en la ciudad de México), Gabriela Sánchez(del despacho de la arquitecta María Bustamante Harfush, defensora de las viejas casas de Polanco), Raul Salas(restaurador con altos estudios en Italia), Mario Medina( investigador en recuperación y reciclaje de casas, y edificios), José Ignacio Félix Díaz( investigador emérito en ciudades de la UAM) Además, Jacqueline Ducolomb( defensora de viejas casas y edificios de la colonia Roma), Alejandro Álvarez(defensor de casas y edificios de Tacubaya), Carlos Santos(defensor de casas y edificios en las colonias Hipódromo y Condesa), Laura Collin( investigadora de la U Autónoma de Tlaxcala), Eduardo Farah( activista vecinal de Polanco), Guadalupe Tron(activista vecinal de Álvaro Obregón). Esperamos que participen, también, Dolores Martínez de Depto. Arquitectura del INBA; Miguel Ángel Cansino, procurador de la PAOT, Raymundo Collins Flores del Instituto de la Vivienda del DF y desde luego, la Dra. Gabriela de la Vega de la Universidad de Londres.

sábado, 13 de septiembre de 2014

A debate la importancia del reciclamiento, la restauración y remodelación de viejas casas y edificios de la ciudad de México

A debate la importancia del reciclamiento, la restauración y remodelación de viejas casas y edificios de la ciudad de México

Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de  la ciudad de México" 

Participan arquitectos, ingenieros, restauradores, sociólogos, cronistas de la ciudad, ecologistas, representantes vecinales.

Debate sobre los beneficios culturales, ecológicos, urbanísticos, sociales, económicos, políticos del desarrollo de una cultura del reciclamiento (1920-1960), restauración(antes de 1920), remodelación de viejas casas y edificios de la ciudad de México. Repercusiones en el uso del suelo, vivienda popular, pequeña empresa, empleo,"huella ecológica", economía de la ciudad.  

Sábado 4 de octubre de 2014 a partir de las 9 de la mañana
Campus Vértiz de la Universidad de Londres- antiguo edificio de la Fundación Dondé.- Dr. Velazco No. 73, entre Dr. Jiménez y Dr. Vértiz, colonia de Los Doctores, delegación Cuauhtémoc.

Entrada Libre

Solicitamos su ayuda en la difusión de este foro que se realiza sin fondos con trabajo voluntario

​------------------------
Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la ciudad de 

México"

Invitamos a los vecinos de los barrios, colonias, pueblos, ejidos de la ciudad de México a 

participar en el Foro "La necesidad imperiosa de conservar viejas casas y edificios de la 

ciudad de México" que tendrá lugar el sábado 4 de octubre de 2014, a partir de las 9 de la 

mañana en el foro del Campus Vértiz, colonia de Los Doctores, delegación Cuauhtémoc. 

En este foro se presentarán a debate las razones culturales, ecológicas, económicas, 

urbanísticas, arquitectónicas, sociales, políticas y simbólicas que nos obligarían a impulsar 

la conservación de tantas casas y edificios viejos como sea posible. Presentan ponencias 

urbanistas, arquitectos, artistas, ingenieros, cronistas de la ciudad, ecologistas, activistas 

vecinales, luchadores sociales, investigadores en temas culturales, ambientales, urbanos, 

económicos, políticos, entre otros.

Se pondrán a debate los posibles cambios en la legislación del DF que ayuden a: 

fomentar la restauración, el reciclado, la remodelación de viejas casas y edificios; limitar 

severamente las demoliciones, la construcción de edificios más elevados o torres; 

restringir la verticalización de la ciudad; proteger la diversidad arquitectónica y urbanística 

de la ciudad; impulsar la diversificación de usos del suelo, la vivienda popular, la pequeña 

empresa, el empleo, las ecotecnias; reducir el despilfarro de gas, gasolina, agua, metales, 

maderas, etc.; reducir la enorme "huella ecológica"(agotamiento de las riquezas naturales 

y producción de desechos y contaminantes) que produce la construcción de nuevos 

edificios; frenar el debilitamiento de la economía popular que provoca la construcción de 

nuevos edificios en esta ciudad. A enjuiciar la política de construcción de vivienda popular 

–normas 26, 30 y 31- y de desarrollo urbano, medio ambiente y desarrollo económico del 

gobierno de Miguel Ángel Mancera.

Convocan: ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México; Red en 

Defensa de la Ciudad de México; Grupo ¡Salir del petróleo! ¡Descrecimiento e Extinción!; 

Comida No bombas.

--
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES

jueves, 11 de septiembre de 2014

Seminario breve de Jean Robert: Las grandes obras inútiles e impuestas

Seminario breve de Jean Robert: Las grandes obras inútiles e impuestas

El jueves 18 de septiembre de 2014, a partir de las 9 de la mañana, en un salón reservado del centro cultural Kuii, situado en Insurgentes 223, colonia Roma, casi esquina con Monterrey y Colima, frente a la estación Durango del Metrobus Insurgentes, tendrá lugar el Seminario Breve Las grandes obras inútiles e impuestas en y por las ciudades modernas, impartido por el maestro Jean Robert.  Las ciudades satélite, universitarias, de la salud, del entretenimiento; las torres de oficinas o viviendas, los segundos o terceros pisos, las autopistas urbanas, los trenes suburbanos, las líneas de Metro, los trenes rápidos, los acueductos o trasvases, los drenajes profundos, las presas, los rellenos sanitarios, los incineradores, los confinamientos de residuos tóxicos o peligrosos, los aeropuertos, las supercarreteras,son megaproyectos que tienen efectos perversos, destructivos, cataclismicos, en las comunidades y municipios en su cercanía: tienen un impacto social y ambiental excesivo, por lo que resultan ruinosos para los pueblos, los ejidos, las colonias, los barrios, las ciudades, los estados: son obras inútiles que se imponen a las comunidades, a la sociedad, sin consulta verdadera, por medio del sigilo, la desinformación, la sorpresa, la mentira, el engaño, la propaganda, la publicidad, la connivencia de instituciones judiciales, legislativas, científicas, académicas, civiles y corporativos empresariales y sociales, y finalmente, por medio de la violencia física: órdenes de aprensión y otras formas de hostigamiento judicial a los opositores destacados, el uso intensivo de cuerpos de granaderos, escuadrones policiacos, gases lacrimógenos, chorros de agua a presión, balas de goma, francotiradores. Sometidos a las implacables presiones de las instituciones bancarias internacionales y las empresas transnacionales, los gobiernos imponen cada día más estos abominables megaproyectos en las ciudades de los países muy endeudados y empobrecidos, como es el caso de la ciudad de México. 

Jean Robert, autor y conferencista de gran reconocimiento internacional, por sus destacadas aportaciones teóricas sobre las ciudades, la urbanización, la tecnología crítica, la economía, la ecología; es uno de los mayores conocedores de la historia de la vivienda, la edificación, el higienismo, el sanitarismo, la gestión del agua, el transporte, la movilidad, la basura, la conglomeración, la verticalización, el gigantismo, el dislocamiento del tiempo y el espacio en la ciudad, la percepción de habitar. Autor de libros clásicos en el urbanismo europeo, como La Traición de la Opulencia (París, 1975, PUF, con el matemático Jean Pierre Dupuy) y Le temps qu'an Nous Vole (El Tiempo que Nos Roban), Seuil Paris, 1980. Es autor, además de libros como: Ecología y Tecnología Crítica, Fontamara; Water is a commons, Habitat International Coalition; Libertad de Habitar, HIC; La Puissance des pauvres, Actes Sud, France, con Mahid Rahnema. Originario del Jurá, en los confines de Suiza y Francia. Estudia arquitectura en el Instituto Politécnico Federal de Zurich y urbanismo en Ámsterdam donde practica la arquitectura. Vive en México desde 1972 y con Ivan Illich, es uno de los fundadores del legendario CIDOC de Cuernavaca. Es parte de jurados del Tribunal Permanente de los Pueblos e invitado frecuente a las celebraciones zapatistas. Desde hace más de 25 años es ciudadano mexicano.   

 Sólo hay 20 lugares en la mesa, por lo que es indispensable hacer una reservación al correo vammulkay@gmail.compara asegurar un lugar en este acto. El seminario dura cuatro horas y tiene un costo de $ 150.00 por persona (incluye los gastos de organización, el desayuno, la renta del salón, la propina y la conferencia de prensa)

Convocan: Red en Defensa de la Ciudad de México; ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México; Colectivo Comida No Bombas; Grupo ¡Salir del petróleo! ¡Descrecimiento e Extinción!

Facebook

https://www.facebook.com/red.endefensa

TWITTER

@RedenDefensa

BLOG

http://redendefensadelaciudaddemexico.blogspot.mx

miércoles, 27 de agosto de 2014

Actuación criminal del gobierno del DF y de la Asamblea Legislativa del DF en la introducción de normas y programas de desarrollo urbano.

Actuación criminal del gobierno del DF y de la Asamblea Legislativa del DF  en la introducción de normas y programas de desarrollo urbano.

Desde hace algunos meses, el gobierno del DF (SEDUVI y SMA) y la Asamblea Legislativa del DF realizan toda clase de maniobras políticas con el propósito de imponer las normas 30 y 31 que se utilizarían para autorizar la construcción de edificios de vivienda de mayor altura en muchas colonias de la ciudad de México. Para elaborar estas normas, contratan académicos afines a los grandes consorcios inmobiliarios y de la construcción; mienten y desinforman a la opinión pública al respecto de estas normas; evaden cualquier reunión con representantes de las colonias afectadas por estas normas; rechazan el debate público de estas normas con estudiosos del desarrollo urbano y del Medio Ambiente de la ciudad de México. Quieren imponer estas normas sin tomar en cuenta a los ciudadanos afectados por su aplicación y a los que tienen otra visión económica o ecológica del desarrollo urbano. Las imponen porque saben que son indefendibles desde el punto de vista económico, social, ambiental y cultural; es decir: son contraproducentes para la ciudad. Actúan furtivamente como delincuentes que pretenden asestar un golpe bajo. Quieren imponer estas normas aberrantes, con el propósito de beneficiar a unos cuantos grandes consorcios que controlan sus carreras políticas.     

Dominados por grandes intereses privados, la falta de valores democráticos, sociales y ambientales, los titulares de la SEDUVI, la SMA y la ALDF: Simón Neuman , Tanya Muller, Manuel Granados, Carlos Hernández Mirón, muestran un absoluto desprecio por las vidas de las familias que resultarían afectadas por la imposición de normas y proyectos de desarrollo urbano enemigos de su economía y su entorno. Ignoran totalmente la muerte, enfermedad y miseria que pueden producir los desplazamientos de familias, y las expulsiones de vecinos, así como la devastación ambiental derivadas de las construcciones realizadas con estas normas deplorables. Actúan  con indiferencia frente  a las tragedias que provocan, como si los vecinos de las colonias fueran objetos, muebles o materiales que se cambian de lugar, se manipulan, o se acomodan a la conveniencia de los intereses económicos de grandes empresas o de políticos poderosos. Proceden como si fueran dueños de las vidas de los vecinos afectados; exhiben una total ignorancia de los principios democráticos que dicen: los afectados por las decisiones deben tomar las decisiones. Cada año son mayores los riesgos, molestias y contrariedades de los habitantes de la ciudad de México debido a la imposición de los proyectos, normas, programas, planes, reglamentos y leyes de desarrollo urbano nacidos de la colusión  de políticos, urbanistas, grandes empresarios y banqueros; producto de las turbias maniobras que hacen la SEDUVI,  la SMA, la Asamblea Legislativa, para evitar la intervención de los vecinos de las colonias, pueblos y ejidos del Distrito Federal en las decisiones que pueden cambiar radicalmente su vida. Evaden la realización de la muy necesaria conciliación de intereses sociales que produce una ciudad ejemplar, floreciente y respetuosa del tejido social y los bienes comunes. Empezamos a confirmar  ahora que estamos frente a uno de los más violentos  y totalitarios gobiernos que haya tenido la ciudad de México, que no solo viola sistemáticamente las libertades y los derechos humanos, como lo demuestra su frecuente uso de la fuerza pública y de montajes mediáticos, contra los ciudadanos que protestan, sino que también echa abajo todas las conquistas en la participación ciudadana en materia de desarrollo urbano y medio ambiente que se había ganado en los últimos 25 años.  Estamos frente a un gobierno y una asamblea legislativa que pretenden regresarnos a una dictadura como la de Porfirio Díaz, pero, con tecnología moderna.

¡No a la barbarie tecnocrática del gobierno de Mancera y sus cómplices en la Asamblea Legislativa!

México DF 27 de agosto de 2014     

La Red en Defensa de la Ciudad de México.-  Adriana Bermeo, Adriana Gómez, Adriana Matalonga, Aline Fernanda, Ana María Yustis, Anhai Martínez, André Prieur, Aurora Marín, Bianca Sandoval, Carmen Espino, David Jiménez, Edgardo Mota, Eduardo Farah, Fabián Carvallo, Gabriel Valencia, Gustavo Romero, Jacqueline Bolaños, Javier Osorno, Jesús Morfin, Jonathan Arroyo, José Ignacio Félix Díaz, Juan Manuel Pomares, Karen Zuñiga, María de Lourdes Ríos, Mario Marroquín Castillo, Mario Rechy, Mauricio Villegas, Miguel Valencia, Patricia Carrera, Roberto Christian Domínguez, Sara Espíritu, Sharon Sánchez, Soledad Osorio, Susana Morales, Tulia Roa Castro.

viernes, 22 de agosto de 2014

Ambientalistas exigen las renuncias de los secretarios Simón Neumann y Tanya Müller

Ambientalistas exigen las renuncias de los secretarios Simón Neumann y Tanya Müller
Raúl Llanos Samaniego y Bertha Teresa Ramírez

En un escrito fustigan las conductas omisas y de contubernio con constructoras

Ambientalistas exigen las renuncias de los secretarios Simón Neumann y Tanya Müller
Raúl Llanos Samaniego y Bertha Teresa Ramírez
 
Periódico La Jornada
Martes 19 de agosto de 2014, p. 30

Ante lo que consideran una conducta omisa y de contubernio de los secretarios de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi), Simón Neumann, y de Medio Ambiente (Sedema), Tanya Müller, con los desarrolladores inmobiliarios, quienes prácticamente han tomado por asalto la ciudad de México, integrantes de organizaciones ambientalistas pidieron la renuncia de los dos funcionarios del gobierno local.

Los inconformes se reunieron ayer al mediodía afuera de las oficinas de la Seduvi, en Insurgentes y Paeo de la Reforma, donde desplegaron mantas de protesta y entregaron en la Oficialía de Partes un escrito con el cual sustentan su exigencia de que Neumann y Müller sean removidos de sus cargos.

Los integrantes de organizaciones como Alarbo, Red en Defensa de la Ciudad de México, Asamblea de Vecinos por la Defensa del Parque Reforma Social, Espejo Red de Polanco y Ecomunidades coincidieron en que los dos servidores públicos no están cumpliendo con su deber, pues están autorizando proyectos inmobiliarios en condiciones de irregularidad.

Eduardo Farah, coordinador del Comité Ciudadano en Chapultepec-Polanco, dijo que al tener Neumann un conflicto de interés –pues antes era un prominente empresario inmobiliario– cabe preguntar, ¿qué interés va a predominar para garantizar el futuro de la ciudad: el de los financieros o el de la sustentabilidad?

Miguel Valencia, de Ecomunidades, consideró que en la ciudad de México "se está dando una situación similar a la que ocurre en el ámbito federal, pues allá los grandes inversionistas trasnacionales presionan para apoderarse de nuestro petróleo, y aquí presionan los empresarios para hacerse de vastos terrenos.

Daniel Gershenson, de la organización Alarbo, dijo que si el DF pretende igualarse a las principales ciudades europeas o sudamericanas no puede tener a personas de ínfima talla moral como Simón Neumann y Tanya Müller, pues no protegen el entorno urbano y ambiental.

A su vez, en el foro Hacia un desarrollo urbano, ordenado y sustentable en el Distrito Federal, el consejero Jurídico y de Servicios Legales del Gobierno del Distrito Federal, José Ramón Amieva, informó que trabajarán con la Asamblea Legislativa y escucharán a los vecinos y académicos para elaborar una nueva propuesta normativa para generar opciones de vivienda.

El funcionario agregó que en tanto se desarrolla esa tarea mantendrán suspendida la norma 26.

Remarcó que es necesario sacar adelante una nueva norma para incentivar la construcción de vivienda social para personas de escasos recursos.

lunes, 18 de agosto de 2014

Se cancela el seminario breve de Jean Robert del miércoles 20 de agosto

Se cancela el seminario breve de Jean Robert del miércoles 20 de agosto

Debido a problemas de salud de Jean Robert se cancela el seminario breve que teníamos programado para el miércoles 20 de agosto en el centro cultural Kuii. Lamentamos mucho este contratiempo. Los mantendremos informados de una nueva fecha para este seminario.

Saludos


--
Miguel Valencia
ECOMUNIDADES 

lunes, 11 de agosto de 2014

Seduvi y Sedema hacen del DF "venta de garaje": ecologistas

Seduvi y Sedema hacen del DF venta de garaje: ecologistas

Denuncian que cárteles inmobiliarios están comprando grandes extensiones

Saturan predios con construcciones altamente destructivas para el medio, dicen

Foto
El edificio que sería el más alto de México, Torre Mitikah, y que forma parte del proyecto Ciudad Progresiva, fue suspendido por no cumplir con los requisitosFoto Jesús Villaseca
Raúl Llanos Samaniego
 
Periódico La Jornada
Jueves 7 de agosto de 2014, p. 33

Las autoridades de Desarrollo Urbano y de Medio Ambiente del Distrito Federal prácticamente han puesto el territorio de esta capital en una venta de garaje, ocasionando que los carteles inmobiliarios, como los corporativos HIR y Danhos, estén comprando grandes extensiones de terrenos y los saturan con obras altamente destructivas, lo que está llevando hacia un desastre ambiental.

Así lo consideraron ayer representantes de organizaciones ecologistas de distintos puntos de la ciudad, quienes en conferencia de prensa citaron que casos de ese tipo se están dando en todos lados, desde Benito Juárez, con el megaproyecto Ciudad Progresiva, hasta complejos residenciales en las barrancas de Cuajimalpa, o las obras privadas en el vaso regulador de Tecamachalco, en la zona de Miguel Hidalgo, y todo eso ante la indiferencia, omisión o colusión de las secretarías de Desarrollo Urbano (Seduvi) y de Medio Ambiente (Sedema), a cuyos titulares, Simón Neumann y Tanya Müller, pidieron que renuncien.

Eduardo Farah, coordinador del comité ciudadano Chapultepec-Polanco e integrante de la Red en Defensa de la Ciudad de México, remarcó: "Los grandes desarrolladores y los Fideicomisos Inmobiliarios de Bienes Raíces (Fibras, que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores) están comprando terrenos donde pueden, y muy baratos. Aseguran que construirán tres pisos y terminan construyendo 30 o 50, y el operador de ese cartel inmobiliario se llama Simón Neumann, pues se dedica a entregarles terrenos, y Tanya Müller hace lo que le dicen y firma todo, y está claro que está bajo asalto la ciudad".

Para Miguel Valencia, de Ecomunidades, la vigilancia laxa de esas secretarías ha abierto la puerta a estudios de impacto ambiental y urbano que ocultan o enmascaran los impactos ambientales, entonces todo se vuelve un desastre, por lo que exigió que se dejen de designar secretarios dóciles, que firman todo lo que se les ponga enfrente, y que se reforme la ley de la Procuraduría Ambiental (PAOT), pues se ha llenado de burocracia y sus resultados son muy pobres.

Adriana Bermeo, integrante de la red y quien participó activamente en la defensa del Parque Reforma Social (donde grupos Danhos pretendía levantar un complejo residencial), precisó que la ciudad de Mexico enfrenta una gran embestida de las firmas inmobiliarias, y que ante ello ni la Seduvi, ni Medio Ambiente, ni el Invea o la PAOT están haciendo una defensa institucional; por el contrario, siguen promoviendo cambios de uso de suelo y autorizan o validan todo tipo de proyectos, incluso al margen de la ley. Citó el caso de una torre de 28 pisos frente a la calle de Pedregal, a la altura del número 24, que violó la altura autorizada.

Por último, Valencia llamó a reflexionar sobre el daño que se está causando al DF, pues nos estamos llenando de obras que son altamente destructivas, que deberían ser detenidas y no lo están haciendo, y más bien son parte del desastre ambiental.


DE NUEVO AUTORIDADES CANCELAN A CIUDADANOS FORO SOBRE NORMAS 30 Y 31

[Este mensaje llega a nuestro buzón a través de la cuenta de correo de Josefina McGregor]


Este asunto de las normas 30 y 31 se está convirtiendo en un juego de ajedrez, por lo que este documento pretende aclarar cuáles han sido las últimas jugadas para que todos podamos tener claridad.  FAVOR DE REENVIAR EL CORREO PORQUE AYER POR LA NOCHE CANCELARON EL FORO QUE SE LLEVARÍA A CABO EL LUNES 11 CON LOS CIUDADANOS.

 

  1. En julio la sociedad civil da a conocer por redes sociales los nombres de los asambleístas actuales y afirma que si ellos aprueban en sesión extraordinaria las normas 30 y 31 no votarán por ellos nunca para un puesto de elección popular.  No se lleva a cabo la sesión extraordinaria.
  2. Después de muchos artículos importantes publicados en diversos periódicos, Simón Neumann en entrevista con Martín Espinosa (22 Jul) (1) y con Oscar Mario Beteta (15 Jul) (2) anuncia la "congelación temporal" de las normas hasta septiembre para buscar el consenso de sociedad civil y delegaciones.  La información proporcionada en ambas entrevistas es falsa. No ha habido ninguna consulta con la sociedad civil. Desconocemos cuál es la postura de delegaciones.
  3. Hace dos semanas el GDF y SEDUVI hacen correr el rumor en redes sociales y prensa (circuito interior) que las normas 30 y 31 son un proyecto que el GDF ya no va a impulsar. Aún así, la ciudadanía continúa con su campaña informativa como si el GDF no hubiera hecho estas declaraciones.
  4. Todos los días los periódicos publican artículos técnicos sobre el colapso inmobiliario en la ciudad como consecuencia de una falta de planeación urbana indicando que estas normas llevarían a una crisis generalizada (aparecen en Facebook página Suma Urbana).
  5. Hace 10 días CONADEVI declara que si no se aprueban las normas dejarán de invertir $30,000 millones en proyectos que van a iniciar en agosto.  La respuesta ciudadana fue que nadie hace proyectos por $30,000 millones antes de que la ley que los ampara exista.
  6. La ALDF organiza un foro de intercambio informativo sobre normas 30 y 31, no una consulta ciudadana, para el lunes 11 de agosto con participación de ALDF, SEDUVI, PAOT, UAMX y diversos ciudadanos invitados.  Éste es cancelado ayer viernes 8 en la noche, en forma indirecta, por redes sociales.  La explicación dada es que habían confirmado demasiados vecinos, tantos que tuvieron que dejar el teléfono descolgado.  El trabajo de argumentación ciudadana contra las normas estaba listo, las presentaciones también incluyendo un comunicado de prensa de grupos ciudadanos y copias para todos los asistentes.  No sé si recordarán, pero SEDUVI canceló 4 veces un foro sobre norma 26 con ciudadanía la noche anterior sin dar grandes explicaciones.  Está claro que la argumentación de la autoridad es inexistente y que no son capaces de sostener un diálogo abierto con los ciudadanos.  Ojalá y estuviéramos mandando hoy el nombre del auditorio de alguno de los cientos de edificios que tiene el GDF en la ciudad como sede sustituta al encuentro por el éxito de convocatoria.  En lugar de ello les pedimos que reenvíen esta información para que la gente convocada no vaya a hacer el esfuerzo de llegar a un evento que no se va a llevar a cabo.
  7. Hoy sábado 9 en un artículo del Periódico Reforma (3) el GDF y el sector inmobiliario simulan una confrontación.  La información que autoridades proporcionan en el mismo es tan falsa como decir que únicamente existen 300 denuncias por norma 26 y subrayan 17 juicios de lesividad llevados a cabo por SEDUVI, pero no comentan que nunca se ha sancionado a nadie por el mal uso de esta norma.  Las denuncias llevan años y suman cientos en todo el DF.  La impunidad ha sido absoluta.  Las autoridades acusan a los desarrolladores de haber abusado y afirman que ahora sí tendrán "dientes" para controlarlos.  Esos mismos desarrolladores, a quienes la autoridades han permitido que sigan trabajando sin sanción alguna, son los que ahora lo harán con toda libertad usando las normas 30 y 31.  Le sugerimos a los asambleístas y autoridades de SEDUVI y PAOT que lean la ley de desarrollo urbano porque no sólo han tenido siempre los "dientes" para detener y sancionar estas irregularidades urbanas, sino aparecen como una de sus OBLIGACIONES. 
  8. CONCLUSION, es indispensable que continuemos nuestro trabajo en red difundiendo el por qué las normas 30 y 31 no son de interés social, son el anti-desarrollo urbano y nada más constituyen una forma de evadir las leyes a favor del sector inmobiliario.

 

(1)  http://www.agu.df.gob.mx/sintesis/index.php/simon-neumann-normas-30-y-31-para-construccion-de-vivienda/

(2) http://www.agu.df.gob.mx/sintesis/index.php/simon-neumann-revision-de-normas-30-y-31-sobre-vivienda/

(3) http://iphone.reforma.com/aplicacioneslibre/articulo/redsocial.aspx?xml=http://iphone.reforma.com/libre/online07/appiphone/Articulo/1/310/309425.xml&seccion=Ciudad&tipo=12&md5=3a7172d0efab5e0b8495e536ca82f448

Seminario breve de Jean Robert: Las grandes obras inútiles e impuestas


Seminario breve de Jean Robert: Las grandes obras inútiles e impuestas

El miércoles 20 de agosto de 2014, a partir de las 9 de la mañana, en un salón especial del centro cultural Kuii, situado en Insurgentes 223, colonia Roma, casi esquina con Monterrey y Colima, frente a la estación Durango del Metrobus Insurgentes, tendrá lugar el Seminario Breve Las grandes obras inútiles e impuestas en y por las ciudades modernas, impartido por el maestro Jean Robert. Las ciudades satélite, universitarias, de la salud, del entretenimiento; las torres de oficinas o viviendas, los segundos o terceros pisos, las autopistas urbanas, los trenes suburbanos, las líneas de Metro, las estaciones de trenes rápidos, los acueductos o trasvases, los drenajes profundos, las presas, los rellenos sanitarios, los incineradores, los confinamientos de residuos tóxicos o peligrosos, son megaproyectos que tienen efectos perversos, destructivos, cataclismicos, en las comunidades y municipios en su cercanía: tienen un impacto social y ambiental excesivo y que resultan ruinosos para los pueblos, los ejidos, las colonias, los barrios, las ciudades, los estados: son obras inútiles que se imponen a las comunidades, a la sociedad, sin consulta verdadera, por medio del sigilo, la desinformación, la sorpresa, la mentira, el engaño, la propaganda, la publicidad, la connivencia de instituciones judiciales, legislativas, científicas, académicas, civiles y corporativos empresariales y sociales, y finalmente, por medio de la violencia física: órdenes de aprensión y otras formas de hostigamiento judicial a los opositores destacados, el uso intensivo de cuerpos de granaderos, escuadrones policiacos, gases lacrimógenos, chorros de agua a presión, balas de goma, francotiradores. Sometidos a las implacables presiones de las instituciones bancarias internacionales y las empresas transnacionales, los gobiernos imponen cada día más estos abominables megaproyectos en las ciudades de los países muy vulnerables, como es el caso de la ciudad de México. 

Jean Robert, autor y conferencista de gran reconocimiento internacional, por sus destacadas aportaciones temáticas sobre las ciudades, la urbanización, la tecnología crítica, la economía, la ecología; es uno de los mayores conocedores de la historia de la vivienda, la edificación, el higienismo, el sanitarismo, la gestión del agua, el transporte, la movilidad, la basura, la conglomeración, la verticalización, el gigantismo, el dislocamiento del tiempo y el espacio en la ciudad, la percepción de habitar. Autor de libros clásicos en el urbanismo europeo, como La Traición de la Opulencia (París, 1975, PUF, con el matemático Jean Pierre Dupuy) y Le temps qu'an Nous Vole (El Tiempo que Nos Roban), Seuil Paris, 1980. Es autor, además de libros como: Ecología y Tecnología Crítica, Fontamara; Water is a commons, Habitat International Coalition; Libertad de Habitar, HIC; La Puissance des pauvres, Actes Sud, France, con Mahid Rahnema. Originario del Jurá, en los confines de Suiza y Francia. Estudia arquitectura en el Instituto Politécnico Federal de Zurich y urbanismo en Ámsterdam donde practica la arquitectura. Vive en México desde 1972 y con Ivan Illich, es uno de los fundadores del legendario CIDOC de Cuernavaca. Es parte de jurados del Tribunal Permanente de los Pueblos e invitado frecuente a las celebraciones zapatistas. Desde hace más de 25 años es ciudadano mexicano.   

 

Sólo hay 20 lugares en la mesa, por lo que es indispensable hacer una reservación al correo vammulkay@gmail.compara asegurar un lugar en este acto. El seminario dura cuatro horas y tiene un costo de $ 130.00 por persona (incluye el desayuno, la conferencia de prensa, la renta del salón y la propina)

Convocan: Red en Defensa de la Ciudad de México; ECOMUNIDADES, Red Ecologista Autónoma de la Cuenca de México; Colectivo Comida No Bombas; Grupo ¡Salir del petróleo! ¡Descrecimiento e Extinción!

Facebook

https://www.facebook.com/red.endefensa

TWITTER

@RedenDefensa

BLOG


domingo, 10 de agosto de 2014

Cómo afectan problemas globales a las comunidades territoriales de la Cuenca del Valle de México

Cómo afectan problemas globales a las comunidades territoriales de la Cuenca del Valle de México 

Este texto fue aprobado en lo general por la Red en Defensa de la Ciudad de México, después de su consulta en julio de 2014. El borrador original fue discutido en el desayuno- reunión de trabajo del 4 de junio de 2014.

Los cambios científicos, tecnológicos, sociales, simbólicos, económicos y políticos del siglo XX provocan en este siglo  la aparición de los Colapsos Mundiales que tienen efectos crecientes en las comunidades territoriales de todo el mundo.  Entre otros, sobresalen los siguientes colapsos: el Colapso Climático, el Colapso Ecológico, el Colapso Energético, el Colapso Hídrico, el Colapso de la Limpia, el Colapso de la Agricultura, el Colapso de las Ciudades, el Colapso de la Economía Mundial, el Colapso de la Política, el Colapso Simbólico. Desde hace algunas décadas, estos colapsos afectan a las comunidades territoriales de la Cuenca del Valle de México en formas diversas.

El desastre climático o Colapso Climático afecta cada año más a las comunidades de la Cuenca del Valle de México en la manera de inundaciones, granizadas, olas de calor y otros eventos cada año más destructivos. Se acelera el aumento de la temperatura en la Tierra debido al uso del auto y el avión, al consumo de carnes, a la agroindustria, entre otros factores. Los gobiernos poderosos se niegan a tomar las medidas que pueden mitigar  este fenómeno a pesar de las crecientes protestas que hacen las organizaciones sociales de todo el mundo: defienden a la industria petrolera y otras que resultarían afectadas por la obligada reducción en los consumos de productos que hacen mucho daño al clima. El excesivo bombeo de agua para usos en la industria y los servicios agota los acuíferos en todo el mundo, en particular los de la Cuenca del Valle de México, región ecológica en la que se tienen uno de los más absurdos sistemas hídricos del mundo, por sus efectos destructivos sobre la ecología y la cultura que provocan la creación de catástrofes de todo tipo. Se desperdicia el agua superficial; se explotan abusivamente los acuíferos de la cuenca; se importa agua de las cuencas del Pacífico (Cutzamala), para descargarla contaminada en las cuencas del Golfo; se fuga más del 40% del agua que se inyecta  la red de distribución.    Desaparecen las especies vegetales y animales en el mundo a una velocidad entre 50 y 200 por día; es decir a un ritmo entre 1000 y 3000 veces superior a las hecatombes de tiempos geológicos pasados; la desaparición de especies tiene el efecto de debilitar la salud, el tejido social y la cultura.  Están severamente  afectados la mayor parte de los dones de la naturaleza, por las contaminaciones del aire, del agua y de los suelos. Tanto el Colapso Climático como el Colapso Ecológico tienen su origen en el proceso mundial de industrialización, de urbanización, de cambio tecnológico, de crecimiento económico. El riesgo inherente a estos colapsos mundiales  es el incremento en el desquiciamiento social y económico, la multiplicación de las guerras, los ecocidios y genocidios en las próximas décadas y finalmente, la desaparición de una gran parte de la humanidad o toda ella antes del fin de este siglo.

El Colapso Energético mundial inicia con el agotamiento del petróleo barato o petróleo extraído en tierra firme o aguas someras; decae en el mundo la producción de los pozos que extraen este tipo de petróleo, por lo que se inicia hace unos 25 años la extracción del llamado gas y petróleo no convencional (extracción en aguas profundas o gas y petróleo shale extraído por fracking o petróleo extraído de arenas bituminosas), hidrocarburos que tienen efectos destructivos sobre el territorio y el clima al menos unas diez veces superiores al petróleo convencional.  Este agotamiento del petróleo barato acarrea grandes riesgos y problemas que afectan  cada día más a las comunidades territoriales de la Cuenca del Valle de México, por los aumentos frecuentes en las tarifas de gas, gasolinas, electricidad y por el riesgo creciente de que en algún momento se disparen estos precios en los años venideros y colapse la economía de muchas familias, viviendas, edificios, instalaciones. Además, la decadencia del petróleo convencional no sólo frena la economía mundial, sino que la puede debilitar mucho en los próximos años. El gas y petróleo no convencional o petróleo extremo  tiene tan elevados riesgos que puede crear una reacción social muy fuerte en las comunidades afectadas por la extracción y también, un disparo repentino en las tarifas de gas, gasolinas y electricidad en los próximos años, lo que puede desquiciar el transporte, el bombeo de agua, el abasto de alimentos en la Cuenca del Valle de México.

La creciente producción de residuos tóxicos, nucleares, químicos, médicos, plásticos, metálicos, contaminan de tal manera los suelos y subsuelos, los acuíferos, los ríos, los lagos, los humedales, los glaciares, los mares, las atmosferas que se elevan cada año los riesgos de contraer cánceres, diabetes,  enfermedades pulmonares y otras. La producción de basura contamina los freáticos por las fallas de los rellenos sanitarios;  el plástico destruye la vida en los mares por las grandes "islas de plástico" que se producen en los océanos; las aguas con elevadas concentraciones de isotopos radioactivos descargadas en el mar en Fukushima  contaminan la vida en los océanos y provocan  alteraciones cancerígenas en millones de personas en todo el mundo.  Las atmosferas cargadas de ozono y micro partículas (PM) producen en el mundo cientos de miles de muertos y millones de personas enfermas de las vías respiratorias. Toxicólogos renombrados mundialmente como el Dr Narbonne o el Dr. Belpomme, hablan de la posibilidad de que antes del 2070 se presente la esterilidad generalizada del esperma masculino por los efectos de los pesticidas, los COP(  contaminantes orgánicos persistentes)  y los CMR (sustancias cancerígenas, mutagénicas, reprotóxicas). En la Cuenca del Valle de México, los residuos tóxicos y peligrosos, las contaminaciones  y la basura se gestionan con una gran irresponsabilidad, sin información significativa sobre la gravedad de la situación. No hay la mínima separación, acopio y tratamiento local de residuos; se mezclan las aguas de lluvia con las aguas negras y las descargas industriales; se tolera la emisión excesiva de gases y partículas PM, no se controla la contaminación nuclear, química, nanotecnológica. Los alimentos que expenden las grandes cadenas del menudeo contienen ingentes cantidades de productos químicos, transgénicos, nanotecnológicos e inclusive nucleares que ponen en grave riesgo la salud de los habitantes de esta región. El Colapso mundial de la limpieza afecta severamente a esta cuenca: virus, bacterias, plagas de otras regiones del mundo o del país se traen diariamente a esta región debido a la gran cantidad de productos que llegan aquí por la globalización.

Debido al uso excesivo de fertilizantes, pesticidas y petróleo, la agricultura mundial produce alimentos cada día menos saludables, más costosos y más contrarios a la ecología y la integridad de las comunidades territoriales donde se producen. Estos alimentos nocivos internacionales se venden en México por medio de las grandes tiendas Wal Mart, Soriana, Comercial Mexicana, Chedraui. La agroindustria mata la vida en el mundo, degrada la calidad de los alimentos y destruye las economías de cientos de millones de personas en el mundo. Reflejo de la dieta creada por los alimentos industrializados es el hambre, la desnutrición, la epidemia de obesidad, diabetes, cáncer. Por la agroindustria muere la cultura campesina, la diversidad gastronómica, la cocina artesanal, la convivencia familiar y vecinal. La Cuenca del Valle de México está muy especialmente afectada por la invasión de la mercadotecnia de las empresas transnacionales de la alimentación. Urge hacer frente a los efectos de los colapsos.   La globalización iniciada en el siglo XX produce en México diversos efectos que están a la vista de todos, como: la miseria creciente, pobreza generalizada, la concentración de la riqueza en pocas manos, el desempleo, muy altos niveles de violencia, devastación de los suelos, acuíferos, humedales, ríos, lagos, lagunas, bosques; elevada contaminación del aire; alta vulnerabilidad económica; gran desinformación y manipulación mediática;  autoritarismo creciente; saqueo del territorio por inversionistas extranjeros; gran debilidad financiera; gran vulnerabilidad ante los efectos de los Colapsos Mundiales.    

México DF 5 de agosto de 2014

Red en Defensa de la Ciudad de México.- .- Adriana Gómez, Adriana Matalonga, Aline Fernanda, Ana María Yustis, Anhai Martínez, André Prieur, Aurora Marín, Bianca Sandoval, Carmen Espino, David Jiménez, Edgardo Mota, Eduardo Farah, Fabián Carvallo, Gabriel Valencia, Gustavo Romero, Jacqueline Bolaños, Javier Osorno, Jesús Morfín, Jonathan Arroyo, José Ignacio Félix Díaz, Juan Manuel Pomares, Karen Zuñiga, María de Lourdes Ríos, Mario Marroquín Castillo, Mario Rechy, Mauricio Villegas, Miguel Valencia, Patricia Carrera, Roberto Christian Domínguez, Sara Espíritu, Sharon Sánchez, Soledad Osorio, Susana Morales, Tulia Roa Castro.